martes, diciembre 16, 2008

Er Bló Dar Rechurrecshion

Damas y caballeros, esto vuelve a estar oficialmente en marcha.

Por si alguien siente una sana curiosidad, sí, el periodo voluntario de abstinencia bloguera ha dado frutos cual melonar chutao a transgénicos y, naturalmente, gracias a tesón, esfuerzo, y el chantaje descarao a miembros del tribunal que gustan de frecuentar locales de alterne poco recomendables, (junto a las amenazas de mi señora que versaban sobre la posibilidad de suspenso, una motosierra oxidada y mis santas criadillas) he aprobado todos los exámenes de la jodía oposición. De modo que de momento y como poco, estoy aprobado sin plaza, lo cual me asegura seguir en el curro que tengo ahora por lo menos hasta que pase la jodía crisis... y después, con mucha mala suerte, regresar a mi plaza original. Lo cual, oigan, ya es mucho. Como hasta la tira de meses no me dirán si tengo o no plaza porque esto de los concursos de méritos es lo que tiene, que se te hacen más largos que un Mira Quien Baila sin Ortega Cano, me permitirán que no les de más el coñazo con el asunto hasta la primavera.

Pero de momento, aquí les anuncio la oficial DARK RESURRECTION de este su blog que a lo tonto a lo tonto, jáaaaaate tú, ya va para tres añitos de obligarme a mí mimmo a no olvidarme de que podrán quitarnos la vida, podrán quitarnos el honor, pero la risa, oiga, la risa por mis huevos que eso no me lo quitarán XD



Por ello, el siguiente videoclís épico-decadente me ha parecido lo más adecuado para inaugurar la nueva etapa de este su humilde blog que espera, por muchos años, seguir poniendo a prueba su decencia, paciencia y buen gusto en general. Gracias, GORILA5, eres un puto GENIO; Gracias, Youtube, por hacer que miles de blogueros puedan hacer post de relleno descarao; Gracias, Espantapájaros, a tí te echaré de menos más que a nadie.


Totó... creo que ya no estamos en Kansas.

Cuídense mucho y sean felices.

miércoles, noviembre 26, 2008

Uno más y vuelvo

Damas y caballeros, post rapidito sólo para dar señales de vida.

Muchos se preguntarán si todavía ando vivo después de tres exámenes de oposición. Hombre, eso depende de cómo se defina "vida" en el sentido más biológico o metafísico del término, pero de todas formas esos tres exámenes...

ME LOS HE COMIDO VIVOS CON NOTAZA

Digamos que contra todo pronóstico (ya les contaré) estoy entre los que tienen muchas, pero muchas posibilidades de llevarse el gato al agua. Si se acabase el proceso aquí, ya estaba dentro de cabeza, pero aún falta UN EXÁMEN... y tengo un par de semanitas para preparármelo sin que casi me queden vacaciones, de forma que sintiéndolo en el alma, servidor va a tener que meterse a monje una vez más. No mucho, unas tres semanitas, que ya les echo de menos...

En fin... hay que ver lo que le gusta a la vida ponerme las cosas complicás, y hay que ver lo que me divierto yo metiéndole de natas cada vez que lo intenta y me sale bien... jo jo jo jo... si es que lo mio no puede ser sano... XD

Bueno, les dejo que por ahí viene otra vez la vida mirándome de reojo con otra jugarreta prepará... anda, chica, que ya se te ve el plumero, mira quie eres rencorosa y tal... ven pacá que te doy la mano pa que seamos amigos...



¿Pero qué haces intentando pegarme en los nudillos con tu ojo? Uy... qué mal te veooo XDDDD

En seguida vuelvo. Mientras tanto, como siempre, cuídense mucho y sean felices :)

lunes, agosto 25, 2008

Breve pausa blogueril por obligaciones inexcusables

Damas y caballeros, me retiro a un encierro voluntario por un periodo de uno a dos meses.

A partir de hoy la vida de este seguro servidor suyo se ve enfocada a un sólo objetivo: aprobar como sea un concurso-oposición de promoción interna que tendrá lugar un día aún indeterminado, pero seguro no más de mes y medio a partir de hoy mimmo.

De modo que me solidarizo con todos los jóvenes bloggers estudiantes que representan la mayoría de lectores de este su blog para darles ánimos y recordarles que si yo a los treinta no me he librao aún de empollar, ninguno de ellos va a dejar de hacerlo en su vida, ni siquiera dejándolo todo en un ataque de apoplejía neuronil y dedicándose a cargar cajas de fruta en el puerto.

Seguro que hoy en día también hay un exámen para eso.

Les dejo, al menos de forma blogueril, durante ese tiempo. No se preocupen por mí, tengo todo lo que necesito para aprobar, excepto ganas, sentido común, neuronas o fuerzas. Pero tengo café, tengo a mi señora dispuesta a arrancarme la piel a tiras si no apruebo, y sobre todo tengo...

¡MI INFALIBLE COLECCIÓN DE VIDEOCLÍS QUE DAN UNAS GANASDESTUDIARQUEPAQUÉ!
(Claro que sólo funcionan si la niñez la pasastes antes de la primera mitad de los 80)

Aquí les dejo con ellos esperando que tanto lo suyo como lo mío se pase bien, sin dolor y sin secuelas.

EUROPE: THE FINAL COUNTDOWN (pa cuando quede poco...)



MIKE & THE MECHANICS: "All I need is a miracle" (pa cuando quede menos...)



SURVIVOR: EYE OF THE TIGER (pa cuando tengamos que intimidar al tochazo con la mirada...)



ALBERT PLA: EL LAO MÁS BETTIA DE LA VIDA (pa cuando nos dé por pensar que no hay nadie más chalao que nosotros llevando cuatro noches sin dormir y queden trescientas páginas por leer y queden dos horas pal exámen... eso sí que es vivir al límite coño...)



Y para cuando nos peguemos el josconcio padre y nos pregunten qué coño hacíamos intentando aprobar sin chuletas... y nos veamos los últimos de la promoción y nos entre la depre...

CELINE DION: Les derniers seront les premiers (los últimos serán los primeros... como yo, no te jode... en realidá esta la pongo porque es bonita, qué pasa joer, no pué ser uno chenchible u qué)




PEEEERO si alguna vez nos quedamos sin fuerzas, siempre nos quedará recordar que hubo en otros tiempos un HÉROE que demostró que, sencillamente, los milagros EXISTEN...

EL ENTRENAMIENTO FINAL DE ROQUE TERCERO: (úsese este con precaución)



EDIT: (Este va pa TREVERON por petición expresa en los pasados comments. Pásense por su blog... si se atreven) Claro que ponernos tan trascendentales no ayudará, de manera que por si todos estos ritmos que nos recuerdan machaconamente nuestro deber estudiantil no funcionan, siempre es bueno refugiarse en momentos de bajonazo en las 10 RAZONES POR LAS QUE EL ESTUDIO ES MEJOR QUE EL SEXO:

(Sí, es un cortaypega de un famoso mail... entre paréntesis, pongo los pensamientos que me inspiran a mí)

1. Siempre puedes encontrar a alguien con quien hacerlo (lo malo es encontrar a alguien con quien hacer las dos cosas, y encima que sea medianamente atractivo).

2. Si te cansas puedes parar, regresar, y continuar justo donde lo habias dejado (con el sexo también, pero mayoritariamente pagando más a la madame).

3. Puedes proponer hacerlo en grupo, sin temor a que se escandalicen por esto (excepto si propones hacerlo desnudos también, porque no va a colar).

4. Si no estas muy seguro de lo que estas haciendo, siempre puedes pedirle ayuda a tu compañero de cuarto (tanto en una cosa como en la otra, recuerda que generalmente tu compañero de cuarto TAMBIÉN es un bocas como tú que sólo sabe presumir de todo lo que ha hecho, cuando en realidad lo saca todo del Rincóndelvago. Sí, el sexo también. ¿Pero tú cuándo has visto ducharse a tu compañero de cuarto?

5. Cuando abres un libro, no tienes que preocuparte sobre quien lo ha abierto anteriormente (eso sí, leer lo primero que se pilla sin tomar precauciones también puede acarrear muuuuchos disgustos, chicos...).

6. Puedes hacerlo, comer y ver television. Todo a la vez. (Este personalmente no me vale, porque con el sexo también soy capaz de hacerlo XD )

7. No te sientes avergonzado si tus padres te interrumpen justo a la mitad (e incluso agradeces la llamada de teléfono del típico colega inoportuno justo en ese momento).

8. No tienes que soltar tu cerveza para ello (¡Ni con lo otro tampoco! ¿No te jode el este? ¡La cerveza es SAGRADA!).

9. Puedes acabar prematuramente sin sentimientos de pena o vergüenza (de hecho, cuanto antes acabes, mejor).

10. Un poco de cafe, y puedes hacerlo durante toda la noche (será el autor del refrito, porque servidor necesita ALGO MÁS que "un poco" de café... ¿pastilla azul? ¿QUIÉN HA DICHO NADA DE UNA PASTILLA AZUL? ¡YO NO NECESITO NINGUNA PASTILLA AZUL!)

Y me atrevería a añadir... que una vez hecho lo hecho, no se te va a acercar el profesor de turno con su tochazoapuntes y te va a preguntar si le quieres, churri... Claro que esto es como es, si lo haces, nunca sabes de quién te vas a acabar enamorando ;)

Damas, caballeros, cuídenseme y sean felices, incluso si se dan las circunstancias anteriores. La cosa no está pa que desperdiciemos los restos de estima personal ni ná por algo que total tampoco es pa tanto... bueno, sí... pero mentalícense que no y les será más fácil.

Nos encontramos ante cualquier tochazoapuntes del mundo...

PD: Aprovecho para plagiar vilmente un post del blog de PÍCARA (aprovechen para pasarse por su blog, por cierto, y no lo digo porque sea la prima de mi hermana), para avisar a los lectores habituales que hace ná posteé mi último ladrillo de cashondeo aquí abajo porque quería meterlo antes de encerrarme en mi celda de monje, sobre inseguridad laboral y tal, por si quieren intentar echarse unas risas con las tonterías que hacen algunos trabajando.

¡Hasta la vista y no olviden supervitaminarse y mineralisarseeeee! XD

martes, agosto 19, 2008

Quéee divertido es trabajaaaarrr... (Ida de pinza ya van... nosecuantas... bof...)

Damas y caballeros, pese a estar más liao que un camello de rulas en una macrodiscoteca de San Pedro del Pinatar (Murcia) a las tres y media la mañana, este su humilde blog no renuncia a su vocación de mejorar la vida de todos sus semejantes.

Con ese noble propósito, hoy analizamos uno de tantos artículos que, cargados de buena intención, pretenden hacer creer a gente arrastrada, pusilánime y de asombrosa pobreza espiritual (es decir, gente como usted y como yo, por lo menos desde el punto de vista de los autores de las revistas de mejora personal y - permítanme el acento argentino- autoashuda) que los problemas del mundo y su vida cotidiana son en realidad culpa de ellos mismos. Pobre y anodina plebe a la cual se puede salvar de ellos mismos por unas míseras monedas de su más que mísera nómina, ¿cuánto tardaréis en daros cuenta de que en este mundo los que falláis sois vosotros, con vuestra anticuada e infantiloidal visión del mundo?. ¿No véis que eso está mal, niños traviesos e incultos?.

- Oiga, no me joda caballero, que mi vida será una mierda pero no es culpa mía...
- Permítame dudarlo, señor mío.
- ¿Lo de que mi vida es una mierda?.
- No hombre no, por favor, cómo voy a dudar de esa parte, si no hay más que verle a usted para darse cuenta de que justo en esa parte estaba usted usando un eufemismo... me refería a LA OTRA PARTE.
- Que no coño, que le digo yo que lo mío es cosa circunstancial...
- Eso dicen todos al principio. Vamos a ver si es verdad: ¿en qué trabaja usted, pollo?.
- Bof... yo en muchas cosas... lo que sale...
- ¿Cuál fué su penúltimo puesto de trabajo?
- Yo es que estaba en la cárcel y me echaron por ladrón.
- ¿Lo ve? No encara usted POSITIVAMENTE su situación laboral y eso es culpa SUYA.
- Pero si no hice ná...
- ¿Y su antepenúltimo trabajo?
- Picapedrero.
- ¿También despedido?
- Fulminantemente.
- ¿Por alguna razón en particular?
- Sin querer, iba yo pensando en mi divorcio y pasé la apisonadora neumática por encima del casco del capataz. Quedó muy abollao. Pero ya le digo que fué que me tenían manía, porque por eso hoy día ya no se echa a nadie.
- Déjeme pensar, ¿llevaba puesto el casco el capataz en ese momento?.
- Hombre... pues sí...
- Tiene usted razón, allí le tenían manía. Hoy en día, por eso a cualquiera le ascienden a jefe de obra para que moleste poco. Pero créame, eso es porque le faltó a usted encarar la situación con HUMOR.
- ¿Cómorl?
- Mi pequeño e insignificante currela marginal, ¿acaso no ha leído usted los últimos estudios sobre el aumento de la productividad en el trabajo y su relación con el humor?. ¿Qué lee usted aparte del MARCA?.
- Hombre, yo soy licenciado en filosofía y mi última lectura fué una compilación de presocráticos.
- ¿Lo ve? ¿LO VE? ¡Filosofía! ¡Y luego aún tendrá la caradura de afirmar que su vida de mierda no es culpa suya! ¿Habrase visto semejante idiocia?. Ande, calle y lea esto:

(Artículo real, palabrita)
El humor, terapia antiestrés en el trabajo
Sonreír en la oficina es la clave para luchar contra el estrés
20/04/2007 El ambiente laboral está lleno de estrés y problemas siendo el buen humor una buena terapia antiestrés.




Así me gusta señora, tómeselo con humor...

- Otia... ¿pero esto va en serio?.
- Sí hombre sí, créame, soy por lo menos quince veces más inteligente que usted.
- ¿Tiene más de tres carreras?.
- Tengo cuatro cuentas en paraísos fiscales, tres chalés en Somosierra, cinco mujeres y cuatro manates que no conocen la existencia las unas de las otras.
- Es cierto, es usted mucho más listo que yo. ¿Decía?
- Decía que hubiera evitado usted su despido si hubiera trabajado con HUMOR.
- Perdone pero no sé cómo se come...
- ¡Y encima con problemas de anorexia! Vamos a ver, resumamos la situación: ¿cómo encaró la situación de pasar una apisonadora neumática por encima de la cabeza de su superior?
- Al principio creí que estaba haciendo la mejor faena de mi vida, porque sólo oía los aplausos y los gritos de júbilo de mis compañeros... pero luego me volví y ví que no estaban aplaudiendo por cómo aplanaba la zanja...
- ¿Y qué hizo usted?.
- Hombre, pues cagarme en la madre del topo, en el santoral puesto en fila india y en la madre de Bambi que en gloria esté.
- Veo que es usted un trabajador decididamente íntegro y responsable.
- Hombre claro, es que la apisonadora se atascó con un trozo cráneo y la reparación no entraba en el seguro...
- ¿Ve usted? ¡¿VE USTED?! ¡NO APROVECHÓ EL MOMENTO! Permítame poner su patética neurona a prueba para abrirle los ojos y que se me arrodille ante la toma de conciencia del peso de su falta de SAVOIR FAIRE. Ante esta situación laboral... ¿QUÉ HARÍA USTED?



A) Uy Pepe, qué culito tan requetemono se te ve desde aquí...
B) Cuidao no te caigas Pepe que ya sabemos lo que te gusta darle al alpiste a ala hora del desayuno...
C) ¡COSQUILLA, PEPEE! ¡COSQUILAAAAAAAAAAAAAAAA!!!

- Hombre, pues yo sin duda cogía la...
- ¡NO ME LO DIGA AÚN, HOMBRE! Supongamos que es usted Pepe y que la situación vuelve a darse de manera casi idéntica... ¿Qué haría usted si fuera el que está colgado?



A) - Ooooh Manooolo, qué dura está, cómo la noto...
- ¿La tubería?
- ...tealamierdaguafiestasya...
B) ¿Shabesh gué ésh lo mash difertido de todo eeeeshto? Gue despueésh de cashcarme shinco carajillo me dan ganash de volarrrr...
C) - Manolo, ¿sabes qué he comido hoy?
- ¿Qué?
- ¡TOOOMA JUDÍAAAAAAAAAAS!

- Puéeees qué quiere que le diga amigo... yo cogería ambas la B...
- Es que por lo visto tiene usted menos sentido del humor que un fan de La Matanza de Texas dieciséisava parte. ¡La respuesta correcta es ambas la C, mangurrián! ¡Unas risas en el trabajo y todo es más fácil!
- Pero oiga, es que si hago lo que dice la C, o se mata el compañero o me mato yo...
- ¿No le digo? ¡Todos contentos y todo mucho más fácil! Siga usted leyendo el hartículo...
- Será el artículo.
- No, si digo que hartículo me tiene usted con su mente cerrada, coño. Lea, a ver si se entera ahora:

(Sigue el artículo real)
Según la mayoría de especialistas, se trata de asumir lo antes posible que se puede disfrutar trabajando, enfocando las tareas cotidianas de un modo más creativo y productivo. Además y como complemento, la filosofía oriental puede ayudarnos a potenciar otros aspectos que permitan el equilibrio y la armonía en dicho entorno laboral, con el mínimo esfuerzo a través de la decoración, la luminosidad, la ubicación del mobiliario, proporcionándonos una mayor sensación de felicidad y alegría.

- Este... ¿filosofía oriental?.
- ¡Pos claro!
- Y eso... ¿qué es exactamente?.
- ¡Me cagüen chichiputi! ¡Esto es increíble! ¡Filosofía oriental es eso, joer, tomárselo como los chinos! Por ejemplo, suponga que está usted en una profesión donde hay que hacer trabajo desagradables. Dígame una al azar...
- Esteeee... ¡el ejército!
- Pues nada más lejos de la realidaz, mire cómo se toman su trabajo estos chinos en un ejercicio de prácticas de tiro con filosofía...



"¿A que no me das, Xiaopeng?"

- Ya veo. ¿Y si le pasara algo?
- ¡Qué más dá! ¡Si lo que sobran son chinos! ¿No le digo que lo encare con filosofía oriental? Además, si lo hace usted al principio del día, ya es el despiporre. Lea más:

Nancy Rothbard, profesora de Gestión de la Universidad Wharton en Estados Unidos y Steffaniel Wilk de la Universidad de Ohio, han investigado cuáles son los acontecimientos que influyen en nuestro cambio de humor durante la jornada laboral. Así, se han preguntado cuáles son los cambios de humor que más efecto tienen: los que se producen al comienzo del día o los que se van produciendo con altibajos, a medida que avanza la jornada laboral.

Ambas especialistas han llegado a la conclusión que tanto un estado de ánimo positivo como negativo afectan a la productividad del trabajador, pero que el efecto del buen humor es mucho más poderoso porque la persona que asume que disfruta más de su actividad, logra reducir la monotonía de las tareas diarias, enfocándolas de un modo más creativo y, por tanto, más productivo.


- Mire usted, mi querido currante, cómo los chinos afrontan un problema laboral: es primera hora de la mañana, no hay café, todos han dormido cuatro horas o menos, han de cambiar una bombilla y la escalera se queda corta. ¿Qué hacen?
- Este... ¿acordarse de la puñetera madre del patrón?
- ¡No señor! ¡Usan la creatividad y convierten el problema en UN JUEGO MATINAL!



"Mira mamá, como Brus Lí... ¡y sin Colacao!"

- ¿Sabe, caballero? Me ha convencido. Desde hoy me tomaré mi trabajo con más humor.
- Así me gusta. Por cierto, ¿a qué venía usted a mi oficina?.
- Es que soy matón profesional y me han contratado un par de trabajadores suyos para sacarle a las malas todas las nóminas en negro que usted ha afanao como la rata ladrona que es, pero como estoy de buen humor y creativo, vamos a llamar a mis clientes para que jueguen a un bonito juego con esta cosilla que se han traído de la obra...
- Esteeee... ¿juego? ¿qué juego?
- Perdone... ¡N'DONGO! ¡KEYTA! ¡VENIR PACÁ, QUE VAMOS A JUGAR VOSOTROS, YO, LA PERFORADORA, Y ESTE SEÑOR, AL BONITO JUEGO DEL...



¡TETO!

¡BWAHAHAHAHAHAHAHAHAHAHAHA!

En fin...

... cuídense mucho, sean felices, y tómense las cosas con humor (aunque sea negro), pero recuerden que, usado en el trabajo aún más, el humor es UNA COSA MU SERIA XD

lunes, junio 23, 2008

Contacto changriento

Damas y caballeros, toca semana de reposo.

No, no es que me haya tocado el repasarme todos los videos de programas de televisión basados en cástings que últimamente circulan por la parrilla, ni me he pluriempleado como responsable de stand en un Salón del Manga, ni me he ido de juerga con ese monstruo de la escena y de la interpretación como es el cantante GUNTHER y sus tres acompañantes. Uno será un bestiajo pero esta cabecita, aunque un poco pallá, aún no alberga pensamientos suicidas ni autodestructivos.

Y ya que me lo preguntan (¿cómo que nadie me lo ha preguntado? ¡maldita sea! ¿pero qué le pasa al mundo? ¿es que la gente ya no tiene alma? ¿Por qué?,¿Por qué?
¿No somos humanos? ¿Acaso no tenemos ojos?
¿No tenemos manos, cuerpo, sentidos, afectos, pasiones?
¿Nutridos con la misma comida, heridos con las mismas armas?
¿Sufrimos los mismos males, y nos curamos con los mismos remedios?
¿Refrescados y calentados por el mismo invierno y verano?
Si nos hiere, ¿acaso no sangramos?
Si nos hacen cosquillas, ¿acaso no nos reímos?
Si no envenenan, ¿acaso no nos morimos?
Si no traicionan, ¿acaso no nos vengamos?) pos eso, que ya que muestran ese interés (voy a ignorar ese bostezo, ¡MASTUERZO!) les haré una confesión pública, que para eso están los blogs, aparte de para hacerse pasar por alguien inteligente plagiando vilmente citas de Shakespeare copiadas de la Wikiquote, que es lo que mejor va para disimular que sólo me entra la segunda marcha dentro de mi neurona. (Sí, qué pasa, "sólo" tengo una neurona... pero eso es una neurona más que la que usa la inmensa mayoría de la humanidad a diario, y además la tengo mejor cuidada que al perrito del Nintendogs, la limpio, la saco a pasear, juego mucho con ella y nos tenemos mucho cariño. EA. Además, no es sólo "una neurona". Se llama WILLY y es mi AMIGUITA del ALMA. De manera que cuidao con meterse con ella que si la dejo suelta muerde. Ustedes mismos ;) )

La confesión es la siguiente: están ustedes leyendo las palabras de un hombre ATRAPADO POR EL VICIO. Tengo una jodida DEPENDENCIA de la cual no me voy a poder librar en la vida. Y mira que creía que desde que me casé había sentao cabeza. NÁ de NÁ. Ni flowers. Que si quieres arroz. Uno iba tirando, tranquilamente, sin molestar a nadie, de buen rollo, pero cuando me pusieron la oportunidad delante... me faltó tiempo para RECAER de cabeza como una AMY CASAVINO (léase Winehouse) cualquiera.

Señoras y señores, me llaman el Jose y soy un jodido TOLLINADICTO.



Este pasado fin de semana se suponía que mi santa y paciente señora junto con este su humilde servidor iban a acompañar a tres tiennos niños a un campeonato de kunfús por allá las nobles tierras andorranas para que se encontrasen valores como el respeto, la lealtad, la disciplina, la competitividad sana (ya os hace falta aprender eso, ya, jodíos diablillos de medio metro, cagontó, que hay que ver la guerra que dieron los muy ***** de ****, peazo de ******* con patas, a pico y pala os ponía a trabajar yo en el tercer mundo y ya veríais como quedábais de finos, ¡MONSTRUOS!), en fin, todo muy amistoso, güenrrollista y bucólicopastoril, vaya...

Total que ná más llegar me saluda un antiguo alumno de nuestro profesor de kunfús, que ya es un supermaestro "como Miyagis pa desayuná", la escuela del cual organizaba el tonneo mu profesionásmente, y me pregunta si me apunto a darme de tollinas. Así, sin pensar. A más de cuatro años de mi último combate serio. Con treinta añazos a las espaldas. Sin nada de equipo. Sin nada de entreno específico. Sin nada de anestesia y menos vergüenza y respeto por la propia integridad física, sabiendo que tres de las escuelas competidoras estaban especializadas en la modalidad de combate...

Algo me dijo que tenía que reflexionar durante un segundo y entonces recordé aquellas palabras que siempre me han acompañado en los momentos difíciles, decisiones y transiciones iniciáticas de mi vida...



Y es que oigan, si a mí Mr. T me dice que lea un libro, yo leo un libro. Pero como en ese momento no tenía libros a mano, recordé que en la misma situación Mr.T siempre se liaba a guantás y a puñetazos, de modo que ante semejante situación carente de toda lógica tomé la única decisión posible...

¿CÓMO IBA A NEGARME? ¡VIVA!


¡DEJAD QUE ENTREN!¡AÚN QUEDA UN ENANO CON VIDA EN MORIAAAA!!!


Total que le compré a mi amigo un protector bucal, un par de espinilleras y un pantalón corto que me ayudaría a matar de un ataque de risa al contrario de lo rematadamente HORTERADIJCOTECA que quedaba mi tipín, y con un par de guantes prestaos, un casco que me dejó otro, el peto de aquel amiguete y una coquilla pa proteger los bajos que preferí no preguntar de dónde salió por si acaso, me senté a animar a los tiennos infantes a la hora de ejecutar sus formas y hacer tiempo hasta que llegaran los combates...

...y pasó el tiempo...

... y pasó más...

...y siguió pasando...

...y se nos hizo de noche y al final dejaron las tollinas para la mañana siguiente, con lo cual a) se te pasa el calentón, b) empiezas a pensar un poco dónde coño te has metido a tus treinta años, imbécil, y c) se te pone el culillo muy prieto y muy pequeñito, muy pequeñíiiiiiiito, mientras los niños (de tu equipo... ejem...) te dicen cosas como "estás muerto, chaval" "te van a canear" "hoy salez en camilla" (con la zeta, sí, lo dijo con la zeta el mocoso de los co*****)...

...y te vas a dormir así como nerviosillo después de oír a los demás afirmar cómo los suyos eran unas putas máquinas de meter hostias, cosa que para mi desgracia resultó ser verdad y al día siguiente vimos que el hombre no vacilaba...

...y te despiertas tempranito para entrenar al lado del río de montaña pre-cio-so que pasa por al lao del hotel, y nada más acabar de calentar y repasar la primera forma te das la vuelta y te encuentras detrás tuyo a un chaval MEDITANDO en plan ZEN total al que ni habías oído llegar en plan ninja, que se levanta y se pone a practicar como si no estuvieras allí rollo Jean Claude Van Damme en Contacto Sangriento, y de repente os encontráis mirándoos de reojillo y yendo a por el "ahora verás mira el más difícil todavía mira mira mira lo que hago yo aaaah, ¿sí? te vas a enterar, a ver si superas esta técnica de codo, uuuuy mira, pues fíjate, fíjate, a ver si superas estos veinte puñetazos en cinco segundos" mientras finjís que ol otro no está allí cuando en realidad estáis comparando técnicas a saco y veís que ninguno de los dos conoce el estilo del otro y que aquello puede acabar de cualquier manera... y encima acabas hecho polvo y los combates sin empezar...

...y encima te toca disputar un combate a dos asaltos a minuto y cuarenta y cinco segundos contra un chavalote de setenta y muchos kilos, diez años más joven y con cinco años de kickboxing a sus espaldas y Chuck! sabe cuánto kunfús, universitario y encima de los inteligentes (vamos, mi puta némesis y encima más joven)...

...y os marcáis un peazo combate a lo Songoku que deja mudos tanto a Tirios como a Troyanos derrochando técnica depurada por ambas partes en un encuentro puño contra pierna de los que te dejan contento de ver, él castigándome la pierna izquierda como un relámpago y yo metiéndole en el hígado con mi derecha cañón hasta que ambos agradecéis escuchar la campana del final del combate y tol mundo os felicita...

En fin, que GANÓ ÉL. Y con todo merecimiento. A los puntos y por poco, pero se lo merecía. Y yo me lo pasé DE PUTA MADRE, como no me lo había pasao en muchos, muchos años, la escuela dejó una imagen de coña y casi ni se notó que el único adulto que se metió en competición fué sólo porque pasaba por allí. Me llevé felicitaciones de gente a la que admiro muchísimo, me hice amigo del chaval con el que me afostié que resultó ser un tio de puta madre, me gané que los niños pasaran de llamarme "petardo" en el viaje de ida a llamarme "Jose" en el de vuelta, y lo más importante de todo, Anna, mi señora, no sólo no me mató a guantazos por apuntarme a traición a una competición para la cual no me había preparado en absoluto (porque entre nosotros tiene más peligro que el jodío kickboxer), sino que me hizo de COACH suplente de una manera más que digna gritándome todos y cada uno de los flancos abiertos que veía en la guardia del rival. Gracias cari...



... Clint Eastwood no lo hubiera hecho mejor que tú y el que tú sabes ;) Me encantó nuestro remate al final del combate en plan ¡ROCKY! ¡ADRIAN! ¡ROCKYYYY! ¡ADRIAAAAAN! (qué queríais... estaba más tocao que si me hubiera pasao un camión por encima y me salió la vena friki, que la tengo MU adentro X___D)

Total que perdí. ¿Y queréis saber lo bueno?

Que luego resultó que para competir en esa categoría sólo nos habíamos apuntado TRES chalaos...

...¡Y YO QUEDÉ SEGUNDO!¡CHUBCAMPIÓOOOON!¡BWA-HA-HA-HA-HA-HA-HA-HA-HA!!!

¡TIEMBLA CHUCK!¡TIEMBLAAAAA!

Claro, todo esto podría haber acabao en plan happy ending total y parecer una mala copia de Rocky, si no fuera porqueeee...

...hay más...

...¡ME QUIEREN ENTRENAR ESPECÍFICAMENTE PARA COMBATEEEE! ¡YUJUUUUUUUUU!

¡FRIKIPOWEEEEEEEEEEEEEER!! X_D

Ah, sí, que esto era una confesión pública de vicio y tengo que meter citas de Shakespeare para finjir que soy culto... pues ahí va una de las mejores dedicada a todos a los que nos tira el mono de los guantasos y nos mirar raro por ello:

"¿Por qué golpeas a esa prostituta? Registra tu conciencia. ¿No cometiste tú mismo con ella el crimen que ahora castigas? El usurero hace ahorcar al falsario. Los pequeños vicios traslucen a través de los andrajos de la miseria; mas las finísimas pieles y los trajes de seda lo ocultan todo. Dale al vicio un broquel de oro y la espada de la justicia se quebrará contra el, sin mellarlo; pero cubre su broquel con andrajos y un pigmeo lo atravesará con una simple paja."

Traducción: Patata.

Cuando me deje de doler todo el cuerpo, les escribo otra vez XD.

Cuídense mucho, sean felices, y sobre todo, procuren esquivar por la izquierda sin que se les note. O si no les pillarán por la derecha. Ustedes mismos... :)

viernes, mayo 23, 2008

¡¡HITCH existe!!!

Damas y caballeros, hoy me he encontrado en las noticias de Yahoo! con el siguiente reportaje y no me he podido resistir a hacer un post sobre él.

Tengan en cuenta a la hora de leerlo que aquellas partes en CURSIVA son una transcripción literal de la NOTICIA SERIA, TAL Y COMO ESTABA, SIN RETOQUE ALGUNO. Es cortaypega al 100%, lo prometo por la Gloria de Schultz...

AFP - jueves, 22 de mayo, 18.39
WASHINGTON (AFP) - Tras inventar el 'coach' deportivo y el 'coach' de carrera profesional, los estadounidenses han recurrido ahora a un entrenador 'de vida amorosa', un servicio a medida para ayudar a los torpes, tímidos o estresados a conquistar a otra persona.

A diferencia de una agencia matrimonial, el 'coach' de vida amorosa no busca dar con la potencial alma gemela sino que se comporta "como un entrenador personal para aquellos que quieren enamorarse", explicó a la AFP Evan Katz, uno de los pioneros de la profesión.

"Es el cliente el que debe hacer el trabajo, levantar el peso, pero yo lo guío para asegurarme que no se lastime", explicó Katz, que desde hace cinco años guía a parejas hacia un amor feliz.


Ejemplo de sesión de entrenamiento estándar:

1- Toma de contacto con el entrenador:



- ¿DE DÓNDE ERES, SOLDADO?

- De l'Hospitalet...

- ¡EN L'HOSPITALET SÓLO HAY DOS COSAS: BAKALAS Y MARICONES!¡Y YO NO VEO UN MIERDA DE PEINAO A LO CENICERO NI UN COCHE TUNEAO A BASE DE PEGATINAS DE PHOSKITOS PINTADAS CON PURPURINA HORTERA!!!!!

2- Calentamiento:

- ¡UNO, DOS, ARRIBA, ABAJO! ¡UNO, DOS, ARRIBA, ABAJO! ¡VENGA MARICONA, UN POCO DE ESPÍRITU! ¡MI ABUELITA DE NOVENTA AÑOS VA A FOLLARSE A MÁS YOGURINES QUE TÚ! ¡CON FUERZA! ¡CON ENERGÍA! ¡CON DECISIÓN!!!¡UN, DOS, TRES, CUATRO!¡UN, DOS, TRES, CUATRO!!!

- Oiga entrenador, ¿seguro que esto sirve para algo?... Es que es mu cansao y hace mucho que no lo hago...

- ¿PERO QUÉ DICES, MOLUSCO SUBDESARROLAO??? ¡SIGUE FROTÁNDOTE CON LA ESPONJA! ¡ESTÁ DEMOSTRADO QUE UNA DUCHA CADA TRES MESES AUMENTA LAS PROBABILIDADES DE LLEVARSE AL HUERTO A UNA MOZA EN CASI UN QUINCE POR CIENTO! ¡NO ME REPLIQUES Y PONTE MÁS JABÓN! ¡UNO, DOS, TRES, CUATRO!¡UNO, DOS, TRES CUATRO!

3- Ejercicios de estratégia militar:

- ¡VAMOS A VER SI TU CEREBRO DE ARTRÓPODO SUBNORMAL HA APRENDIDO ALGO DE LA TEÓRICA DE HOY! ¡UNA MOZA Y TÚ ESTÁIS EN EL RESTAURANTE Y ELLA TE PREGUNTA SI LO MEJOR SERÍA EL BISTEC O LA ENSALADA! ¿CUÁL ES LA RESPUESTA CORRECTA???

- Esteee... er... ¿la ensalada?

- ¡POR TODOS LOS SANTOS, NO ME LO PUEDO CREER! ¡NO HAS APRENDIDO NADA! ¡TIENES QUE DECIRLE: NO DEBES PREOCUPARTE POR ESO MIENTRAS ME TENGAS A MÍ DE POSTRE! ¡CUARENTA FLEXIONES Y TREINTA RÉPLICAS INGENIOSAS PARA CUANDO TENGÁIS QUE IR A VER UNA PELÍCULA FEMENINA!

- No me joda, entrenador...

- ¡TÚ SÍ QUE NO VAS A JODER EN TU PUTA VIDA COMO NO TE SIGAS TOMANDO ESTO EN SERIO! ¡LLÁMAME LOCO, LLÁMAME PERDIDO, PERO VOY A CONVERTIRTE EN UNA MÁQUINA DE LIGAR AUNQUE SEA LO ÚLTIMO QUE HAGA EN LA VIDA! ¡VAMOS CON LAS RÉPLICAS! ¡UNA!

- "¿Pero cómo puede (arf) pretender que se fije en ella (arf) con esas mechas?"

- ¡BIEN! ¡QUEDAN VEINTINUEVE! ¡OTRA!

- "No todas (arf) tienen el gusto que tú (arf) tienes"

- ¡VEINTIOCHO!

- Entrenador (arf), que ya (arf) ni maguanto... (arf)

4- Ejercicios de punteria desde el andamio:

(con el subsiguiente manual de instrucción en armamento pesado -y tan pesado...-)




- ¡BLANCO A LAS ONCE EN PUNTO! ¡FUEGO!

- Eeeeesshteee...

- ¡TARDE! ¡SE TE HA ESCAPADO, PEDAZO DE INÚTIL INTEGRAL! ¡TIENES LA DETERMINACIÓN MÁS ATROFIADA QUE EL GUSTO DE LOS QUE ELIGEN LAS PELIS PORNO DE MADRUGADA EN LAS TELEVISIONES LOCALES Y CASI MÁS MICHELINES QUE SUS PROTAGONISTAS! ¡OTRA VEZ! ¡BLANCO A LAS QUINCE TREINTA! ¡FUEGO!

- Er... ¡guapaaaaa!

- ¡NI TE HA MIRAO, ACÉMILA PUSILÁNIME! ¡MÁS VIRILIDAD EN EL GRITO! ¡ENFOCA LA ENERGÍA! ¡OTRA VEZ, BLANCO A LA UNA Y CUARTO, FUEGOOOOO!!!

(música de ROCKY III)

- ¡BOMBONAZOOOOOOOOO, CAMINANDO ASÍ ME VAS A PROVOCAR UN INFARTOOOO!!!¡QUE NO MENTERE YO QUE PASAS HAMBREEEEE!!¡ TIA GÜENAAAAAAAAAARRRLLLLL!!!!!

- ¡Vete a la mierda, capullo!

- ¡ENTRENADOR! ¿LO HA VISTO? ¿LO HA VISTO? ¡ESO HA SIDO UNA RÉPLICA!

- ¡LO VEO Y NO LO CREO, HIJO! ¡FELICIDADES!!



- ¡ENTRENADOR, ESTOY EMOSIONAO, CREO QUE VOY A LLORAR!

- ¡PERMISO CONCEDIDO, HIJO! ¡HE VUELTO A CREER EN LOS MILAGROS!

Hay 100 millones de solteros en Estados Unidos. Quienes emplean estos servicios a menudo tienen un buen nivel económico, instruidos y con poco tiempo libre por su trabajo.

Jennifer Viemont, coach de vida amorosa y cuyas tarifas comienzan en 200 dólares por dos llamadas y un mes de apoyo a través del correo electrónico, cuenta entre sus clientes con un médico de Illinois, un empresario de Carolina del Norte y un ingeniero de Ohio.

Para Evan Katz, cuya tarifa es sensiblemente mayor, los estadounidenses se inclinan hacia estos entrenadores en la vida afectiva porque han invertido tanto en escalar en su carrera que han ignorado sus necesidades sentimentales.


Hecho número 1: Con tarifas de 200 dólares (o más) por dos llamadas y cuatro emilios, cualquiera no tiene buen nivel económico... pero eso no quita que haya llamadas como esta:

(riiiiiiiing, riiiiiiing... -POLITONO con la banda sonora original de la película HUEVOS DE ORO)

- ¿Entrenador personal de ligues, dígame?

- Buenas, me llamo Esther Colero y soy médico en Illinois...

- No me diga más, está usted desesperada porque no liga porque no para de trabajar para ganar una cantidad indecente de dinero que se va a gastar ahora mismo conmigo para que le ayude a ligar, cosa que es le deja en la misma situación que alguien más pobre pero con más tiempo para ligar, sólo que la situación es muchísimo más ridícula, ¿no?

- Eso es, ¡es usted un genio!

- Pues hala chavalota, serán cuatrocientos dólares y ahora mismo te envio un emilio con un test básico. De momento te doy unos consejos básicos:

1) Vístete elegante.

2) Ves limpio y escoscao.

3) Ves con la presa a un restaurante preferiblemente no musical e intenta sacar conversación durante la cena.

4) Pide vino y velas pa que pille la indirecta.

5) Lleva la presa a bailar.

6) Al ataqueeeeerrrrlll!!!!

Serán cuatrocientos eurazos, porfa... ¡ah! ¿que os parece exagerada la parodia? ¿que eso no puede ser, queridos lectores? Pues mirad cómo seguía la "noticia seria"...

"Es un país en el que la gente trabaja al menos 40 horas semanales, al menos cinco días por semana y fácilmente 50 semanas por año. No se hace siesta diaria y no se tiene un mes de vacaciones pagadas, como en Francia", afirma, para explicar que sus clientes apenas tienen tiempo para las citas románticas.

"Da trabajo encontrar a la persona que te conviene. Es como una búsqueda de empleo, solo que es más importante", indica un cliente de Katz.

En la primera cita telefónica, el 'coach' de vida sentimental evalúa las necesidades y carencias de su cliente.

"Hago preguntas sobre la manera en la cual se prepara para su cita. ¿Puso su camisa dentro del pantalón? ¿Está vestido correctamente? ¿Se lavó el pelo?", indica Jennifer Viemont.

"Esto puede parecer evidente pero muchas personas no piensan en estos detalles... lo que puede explicar que no tengan muchas citas galantes", añadió.

Luego sugiere lugares apropiados para un 'tête-à-tête' con música frente a una copa de vino, o en un salón de baile.


Desde luego, los clientes serán muy trabajadores, vale... con alto nivel económico, desde luego... pero instruídos, lo que se dice instruídos, me parece a mí que deberían revisionar Barrio Sésamo, oigan, que si eso les hace falta para la primera cita, ya me imagino que la segunda parte del entrenamiento se dará en las relaciones de cama y alcoba con escenas como ésta...

(Desviemos nuestra mirada hacia una íntima velada en el BOUDOIR de los amantes)




- Muy bien, señor Collins, ya tiene usted a la moza en la habitación del Hotel. Ahora baje la luz y desnúdese con elegancia.

- ¿Desnudarme?

- Hombre, es que vestido es muy difícil y recuerde que aún es usted principiante, pero recuerde empezar por los calcetines.

- Es que tengo frío en los pies...

- Venga hombre, no me sea usted remolón. Eso sí, la próxima me viene usted con los calcetines sin agujeros. ¿Se ha lavado los dientes?

- No me acordé, estaba muy nervioso...

- ¡Por los clavos de Cristo, hijo! ¡tenga este vaso de flúor antihalitosis y por lo menos enjuáguese! Y en cuanto a usted, señorita, ¡HAGA EL FAVOR DE NO VENIR A LA SIGUIENTE CITA CON ESE REFAJO ORTOPÉDICO!!!

- Es que se me ha atascado y no hay manera de quitármelo...

- ¿PERO ES QUE TENGO QUE HACERLO YO TODO! ¡SEÑOR COLLINS, AYÚDELA!

- Sí, entrenador... ¿así?

- ¡PERO SUÉLTELE LOS PIES, NO, ASÍ, NO, BOCA ABAJO NO, BUSQUE LOS CORCHETES!

- ¡¡¡...me ahogooooooooooooooooo...!!!

- ¡POR LA CABEZA NO! ¡NO SE LO QUITE POR LA CABEZA!

Evan Katz es un adepto a internet para ayudar a sus clientes a romper el hielo: "es la manera más rápida de construir una vida social a partir de nada", afirma.

"Los guío de manera muy preparada. Les enseño a enviar fotos, a usar un nombre divertido y a escribir un ensayo de presentación de sí mismos muy positivo", indicó.




(... no me explico cómo a mí no me funcionó si me gasté cuatro mil dólares...)

Pero Jennifer Viemont, detesta la red: "lo único que uno tiene en común cuando se conoce a alguien por internet es que los dos son solteros... ¡En el mejor de los casos!".

...

... en fin...

Cuídense mucho y sean felices sin gastar más de doscientos dólares en dos llamadas...

martes, mayo 20, 2008

Autogilibiografida de mi fida sin mí mimmo(I)

AVISO: Esto es una disparatada parodia autobiográfica para conmemorar que aún sigo vivo cuando estoy a ná de cumplir los treinta, de modo que a quien le aburran estas cosas, aire, chaval, que estás perdiendo el tiempo aquí cuando aún te queda tanto hentai del duro por bajarte. Naturalmente, todo lo que pone es verdad, pero me he permitido alguna licencia poética, como que por ejemplo, el de abajo no soy yo. ¿Qué queríais, joder? ¡Necesitaba la imagen de un bebé fotogénico!



Damas y caballeros, dentro de dos semanas como quien dice este su humilde servidor tendrá el privilegio de cumplir sus primeros treinta años dando por saco en el planeta.

Ha llegado el momento de reconocerlo: ya no soy joven. Y he decidido celebrarlo. Sí, qué pasa, celebrarlo. Ya sé que si uno ha mamao tanta tele como usted y yo, la tendencia natural sería pensar en un final rápido y sin dolor arrojándonos desnudos y con un chuletón de Ávila introducido en el esfínter a una piscina llena de cocodrilos antropófagos alimentados desde su nacimiento a base de barritas de acelga Biodiet, pero ME NIEGO a seguir la corriente a todos esos treintañeros que se dedican a identificarse con las protagonistas de Sexo en Nueva York. De hecho, entre nosotros, ya estaba hasta las pelotas de ser joven. Total, no sé pa qué sirve tener una vitalidad envidiable, una salud de hierro, una mentalidad refrescantemente idealista y un atractivo sexual como el que jamás volveré a tener en la vida si lo comparamos con la apacible tranquilidad que te dá el saber que los compañeros del insti que realmente tenían todo eso ahora están tan calvos, tan llenos de michelines y con la cuenta corriente tan pelá como uno.

Y es que si esto fuera un mundo ideal, la gente se sentiría orgullosa de que usted hubiera llegado tan lejos en la vida gracias al sacrificio, la profesionalidad y el esfuerzo. Pero esto no es un mundo ideal, entre otras cosas porque está poblado por gente tan... tan... tan como usted. Ese mundo donde por fin uno se da cuenta de que lo que importa en la vida no es llegar muy lejos, sino reírse en la puta cara de los que prometían la tira, se esforzaron el doble, y ahora tienen que tragar que comparten clase social con gente como usted. Y para que nos vamos a engañar, ¿no es fantástico comprobar que al menos usted se lo hubiera pasado mejor que el sufrido estudiante que ahora mismo está como usted si no hubiera sido porque usted se ha pasado toooooda la puta juventud sumido en una vaharada alcohólica tratando de olvidar que su vida interior era más aburrida que Stallone recitando poemas infantiles de Gloria Fuertes?. ¿Qué es preferible, conducir un gama alta camino del club de golf, o ver la cara que se le ha quedao al capullo del Borjamari, el que siempre te levantaba las nenas por pijo y chulo, tras currar tres meses de telemarketing al quebrar la inmobiliaria del joputa de su papá? ¿eh? Y es que hay cosas, queridos lectores, queéeeee... no tienen presio...

En fin, que para celebrarlo, decía, queridos lectores, he decidido hacer una excepción a mi política de posts generalistas y semipersonales para poner las cartas sobre la mesa y contarles mi apasionante vida empezando por mi infancia, por una razón fundasmentá: que llega un momento en la vida de un hombre en la que uno nota que es el momento de hacer balance.

(Generalmente, suele ser el primer gatillazo ruin, hijoputa y traicionero que uno tiene tras haber mamao más de tres cubatas justo, justo, JUSTO, cuando por fin se encontraba a punto de llevarse al güerto a esa viuda millonaria y adicta al matrimonio compulsivo con frikis desconocidos, sí, esa que pese a rondar los cuarenta aún tiene más curvas que un anuncio de Michelín. Pero como a mí eso me pasó de muy joven, pues como que no cuenta o cuenta menos).

Así pues, ahí va la historia de mi infansia, que básicamente la cuento porque es la única época de la vida que pese a las gilipolladas que se haya hecho resulta entrañabe a todo el mundo y, además, confieses lo que confieses, no es delito.

Este servidor de ustedes era muy niño cuando nací. Yo hubiera querido nacer en Finlandia, pero como mi madre estaba en ese momento en Zaragoza, pues me pareció que era hacerle un feo, de modo que nací en Zaragoza. Mi infancia hubiera sido muy feliz si mis progenitores no hubieran sido vegetarianos integristas, er, perdón, que diga, integrales. No toqué un huevo ni un muslo hasta los siete años, que dicho así queda feo, pero aprendí muchas cosas útiles para la vida, por ejemplo, que por mucho que digan, los batidos de remolacha y zanahoria no te bajan la fiebre. Si por lo menos hubieran sido hippies o algo así, hubiera aprendido cosas realmente importantes, como el significado de la rueda de las reencaranciones o a liar porros con una sola mano, y por lo menos hubiera tenido una adolescencia divertida. Pero como eran más sanos que una pera que practicara yoga y culturismo, tuve que marear al hambre y aprender el funcionamiento del mundo con lo único que tenía a mano, que eran unos tebeos que un día aparecieron por la terraza.

Si hay algo que realmente recuerdo de mi infacia maña son los tebeos. Por aquellos tiempos mi papá trabajaba de noche y dormía de día, de manera que tuve que aprender por las malas que si te caías de un tercer piso como en los tebeos de Mortadelo, la cosa era más gore que aparecer a la viñeta siguiente envuelto en vendas. Por aquel entonces me metieron en un sitio lleno de canijos analfabetos e hiperactivos cuya mayor meta en la vida era inflarse a chucherías y cambiar cromos de extraterrestres, es decir, que me tocó mantener un primer contacto con el gran sistema educativo de los ochenta. Ya desde aquel primer contacto pude comprobar que habría dos constantes en aquel sistema: una, que la mayoría de enseñantes eran tan poco profesionales como llenos de buenas intenciones; dos, que más me valía ponerme a aprender cosas pero YA si de mayor no quería acabar dedicándome a la enseñanza como aquellos pobres.

Como por aquel entonces no teníamos a mano la Wikipedia me puse a leer lo más parecido que había por aquel entonces, es decir El Libro Gordo de Petete, magna obra gracias a la cual obtuve en tiempo récord toda la cultura general que he necesitado en mi vida, teniendo de inmediato respuesta a preguntas como "¿por qué me pica la nariz?" o "La apasionante vida de un pajarraco más raro que un pingüino verde que sólo vive en una cueva de Argentina donde San Pedro perdió el refajo y que no vas a visitar en tu puta vida". Gracias a las rentas que me proporcionó semejante bagaje cultural sin parangón pude dedicarme a lo que realmente me tiraba, que era el vicio: si pensáis que el trapicheo de rulas de diseño es un ambiente chungo, tendríais que haber visto como se ponía el recreo a la hora de pillar destranquis un Tigretón entre los niños de familias vegetarianas, que por aquel entonces estaba de moda...

Como el ambiente estaba chungo mis papis decidieron apuntarme a Judo, que era lo que se llevaba, pero como siempre, se olvidaron de comentarme de qué iba la cosa (de hecho, igual se creían que eran bailes de salón chinos, con todos los niños tan monos vestiditos de blanco). Total, que llegué yo de buen rollo, tranquilito, sin molestar a nadie, y de repente me ponen de pareja con otro niño que sin provocarle ni ná ¿pues no va y me lanza al suelo y me pone la rodilla en la cabeza? ¿pero habrase visto soberana mala educación del niñato de los huevos?. Naturalmente, en cuanto me soltó, le arreé un sopapo de reglamento que le dejó con peor cara que Don Pimpón... y allí acabó mi fulgurante carrera en el judo y comenzó mi carrera de boxeador, que hubiera sido muy prometedora si no fuera porque las restricciones de la dieta vegetariana me mantenían diez kilos por debajo de mi masa corporal óptima. Por suerte si me ponía de canto ofrecía un blanco casi nulo y la mayoría de las veces te librabas, pero la cosa no podía seguir así.

Lo que ganaba en salud gracias a tener un torrente sanguíneo completamente libre de perniciosas toxinas, lo perdía a la hora del recreo a base de hostias por abultar menos que una tira de Snoopy en el Salón del Manga, de manera empecé a traficar con chucherías para conseguir algunos cromos con los que comprar algún bocata de mortadela del Pozo, que era lo que mayoritariamente pillaban los abusones del recreo, a ver si así crecía algo, porque yo no tiraba parriba ni que me plantaran en un tiesto con abono.

Total, que viendo que en esto del boxeo de recreo no tenía futuro, opté por ponerme a estudiar, más que nada por ir armado de un libraco que, de un golpe bien colocao, podía resultar extremadamente doloroso además de resultar una protección excelente. Pero cuando más dominao tenía yo el patio de la escuela, a mi familia le dió por trasladarse a la costa catalana, con lo cual encima tuve que aprender idiomas. Pero ya me iba bien, porque total, la cosa ya no estaba como para tener remilgos a la hora de la comida, y me puse morao a bocatas de pantomaca con fuet y botifarra blanca, que otra cosa no, pero gastronomía, lo que se dice gastronomía, los catalanes son la leche. Claro que a cualquiera no le sabe de cojones un bocata fuet después de siete años de berenjenas, pimientos y sopas de ajo. Mira que si llego a ir al País Vasco... no veas...

Cuando llegué a mi nuevo colegio aprendí que los abusones del recreo catalanes pegaban tanto y con tan mala uva como los aragoneses, de modo que me sentí como en casa y, de paso, me declaré apolítico, porque está claro que mande quien mande y hable en el idioma que hable un abusón es un abusón, y abusones hay en tós laos, y en los recreos más. Pero llegó el día en que a base de bocatas de fuet y de caminar todos los días cuarenta minutos hasta el cole (las casas en el centro eran caras y la mía estaba pasao el quinto pino a la izquierda) gané mi primera pelea en el patio, si consideramos pelea aprovechar que el abusón estaba vuelto de espaldas para lanzarlo pabajo las escaleras. Es lo que tienen los bocatas de fuet, que no sólo creces, sino que encima te vuelven pícaro. Y pasó lo que tenía que pasar, que mis papás me cambiaron de cole. Nchts. Siempre lo mismo, tú... más de cincuenta peleas en el patio aquel año, y pa una en la que no me inflan a guantazos, me tengo que ir yo.

Para ver si trincaba algo de buena educación (porque el episodio de las escaleras sólo demostraba para mis papis que yo me estaba volviendo un matón sin escrúpulos que se dedicaba a tirar escalera pabajo a niños modélicos que pesaban quince kilos más, que salían del cole con diez bocatas más en la mochila de los que entraban y que se mareaban a la hora de leer algún polisílabo, de padres con encefalograma plano y tendencia al alcoholismo) mis papás me metieron durante la última etapa de mi escolarización en un colegio de esos que están llenos de monjitas octogenarias. No es que me cayeran mal las monjitas, pero hay que reconocer que les faltaba mucho mundo a las pobres, porque hasta hacía dos días aquello no había sido un colegio mixto y el contenido de las asignaturas no había cambiado casi nada: con decir que en pretecnología nos hacían hacer costura, sus lo digo tó. Por aquel entonces empecé a sacar mis primeras buenas notas en gimnasia, porque al fin y al cabo, después de años de joderte la vida a base de correr por el patio, que te hicieran bailar el hula hop, pese a lo vergpzosamente mariquita del asunto que resultaba para los varones matriculados, pues era más descansao y menos difícil, y ser cinco chavales con las hormonas a punto de explotar en una clase de treinta y tantas chavalas en edad rebelde, no era del todo desagradable. Claro que lo que siempre me tocó las narices de las monjitas era la manera que tenían de zanjar las peleas en el recreo, a base de hacer darse las manos a los que se están repartiendo leña. Me las veo de intermediarias en Irlanda del Norte:

- ¡Uy, qué veo! ¡un católico y un protestante liándose a pedradas uno y apuntando el otro con un lanzagranadas! ¡ya está bien, se acabó, los dos aquí! ¡haced las paces ahora mismo y dáos las manos!.

Así me gusta, Sor Koffi Annan, con dos pelotas... total, a quién hostias le importan detalles como el origen de la pelea, el punto de vista de ambos contendientes, el objeto de la disputa o el orgullo personal de cada uno de los hiperormonados contrincantes, así como su imagen pública o su autoestima. Seguro que en cuanto se dé usted la vuelta se ponen de acuerdo para firmar una hoja de ruta hacia la paz mundial, jo jo jo...

Pero todo lo bueno se acaba y un día dí con mis huesos en el instituto, donde aprendí dos cosas: una, que el saber sí ocupa lugar, y dos, que generalmente ese lugar es dentro de una gayata de cuatro palmos y medio introducida a presión y de canto por el orificio rectal, porque al menos en mi instituto, era el único sitio por donde te lo podías meter. Total, para lo que servía...

Pero ese capítulo se lo guardo a todos ustedes para cuando se recuperen de las arcadas y los mareos que les ha producido la lectura de éste.

Cuídense mucho y sean muy felices ^_^

miércoles, mayo 14, 2008

¡Todo el mundo quieto! ¡Aún me queda una neurona sana y sé cómo usarla!

Damas y caballeros, toca post rapidito y con pocas coñas marineras, que la cosa está que arde.

Habrán notado ustedes sin duda la repentina ausencia de posteo en este su humilde blog. Ah, ¿cómo? ¿que no han notao ná? ¿que por mí como si me la pica un pollo? Nchts... póngase usted a perder el tiempo escribiendo tonterías sin sentido para que luego no se lo reconozca nadie salvo la mafia del porno virtual de pago a la que cualquier cosa gratis le quita posibles clientes. En fin, qué le vamos a hacer.

Ná, que resumiendo: no he podido postear antes porque (no me preguntéis por qué ni cómo lo he conseguido) me acaban de ascender en la faena y, además de pagarme más (ya era hora de que pudiese comer tres veces al día, joder)me han encargao que ponga orden en esta casa de putas donde tengo el honor, el privilegio y el placer de servir a los intereses mundiales.

Y ahora vendría cuando digo que estoy demasiao ocupado como para atender al blog y que me cojo unas largas vacaciones y que no sé cuándo volveré.

QUE OS LO HABÉIS CREÍDO, NENES Y NENAS.

Ahora mismo es cuando por cojones voy a necesitar una buena dosis de contacto con otros aires y despejarme la cabeza más a menudo si no quiero perder mucha perspectiva. Yo ya me entiendo.

Y eso sólo significa cambio de mentalidad: me voy a poner como ejercicio escribir un poco menos de ladrillo, pero con más frecuencia. Se acabaron los ladrillos, fruto de tiempo libre que rellenar. Llega el micropost. Y tampoco me da la santísima gana de renunciar al humor ni a las emparanoiadillas de Algete, que si hasta ahora es lo que me ha mantenido cuerdo, ahora no vean... de manera que esperen ustedes cualquier cosa a partir de ahora.

Ea, me voy a practicar técnicas de buenrollismo y colegueo, que es indispensable en toa empresa moderna hoy día para organizar.

...

... bien pensao, conociéndome, ¿para qué me molesto?



¡¡¡AQUÍ NO PIERDE UN EXPEDIENTE NI DIOS!!!

lunes, marzo 17, 2008

Llegaré, no se cuándo ni a dónde, pero llegaré.

Pero entonces bailaban por las calles como peonzas enloquecidas, y yo vacilaba tras ellos como he estado haciendo toda mi vida, mientras sigo a la gente que me interesa, porque la única gente que me interesa es la que está loca, la gente que está loca por vivir, loca por hablar, loca por salvarse, con ganas de todo al mismo tiempo, la gente que nunca bosteza ni habla de lugares comunes, sino que arde, arde como fabulosos cohetes amarillos explotando igual que arañas entre las estrellas”

Damas y caballeros, esto lo escribió un tal KEROUAC, al que por lo visto le gustaba la gente así como liberada y tal de ataduras sociales. Lo cual encontraría hasta loable, si no fuera porque me enteré hace poco que el tío escribió la obra maestra que iluminaría a toda una generación norteamericana después de comer diez bocatas de salami seguidos en un autobús traqueteante de la ruta sesentiséis, a chorrocientos grados de temperatura, y seguramente en compañía de algún antepasado de BEAVIS Y BUTTHEAD taladrándole la chola tatareando a ELVIS durante setenta y nueve horas. Y eso, caballeros, reconozcámoslo, debe sentar peor que meterte una tortilla de rulas de diseño con alcachofas a las cuatro y media la mañana para asentar los cinco cubatones de garrafón que nos hemos trincao pa cenar... en fin, para que te fíes siquiera de los mitos de los sesenta.

Lo dicho, creer en algo y tener fé será fantabulosínsimo, pero últimamente está la cosa más complicá que encontrar vida inteligente fuera del sistema solar, qué digo el sistema solar, la via láctea... qué digo la via láctea, incluso entre los personajes de la prensa rosa. Desde la aparición de interné, la fortaleza de creencias es patrimonio de gurús iluminados, amas de casa que han descubierto el poder de Cillit Bang (hasta que lo probaban en mi cuarto de baño de soltero, donde generalmente no sólo perdían la fe sino que además se las comía el Alien en que mutó la cucaracha superviviente) y los personajes de la serie WALKER, TEXAS RANGER, que son capaces de mantener la fe incluso si el niño Jesús, el Padre y el Palomo se les aparecieran delante con una pancarta diciendo “HABÉIS CONSEGUIDO INFLARNOS LAS PELOTAS EN SÓLO DOS MIL AÑOS. NO TENÉIS REMEDIO. ME DECLARO EN HUELGA. QUE OS DEN, SUBNORMALES”.

(Claro que ellos siempre pueden echar mano del chili de C.D. PARKER, y eso siempre ayuda, pero el resto de los humanos nos tenemos que conformar con el Pisto congelao La Sirena, que no es por despreciar, pero no es lo que te anima a montar un toro de mil kilos en un rodeo benéfico al mismo tiempo que das para el pelo a toda una mafia de narcotraficantes mientras ayudas a que una pobre niñita inválida vuelva a caminar y recobre las ganas de volver a ir a la Iglesia Metodista. Y ya se sabe, si te levantas por la mañana sin ganas de convencer a niñas inválidas para que escuchen sermones metodistas... bueeeenoooooo... ya no vas a hacer ná de provecho en todo el día... mejor te quedas en la cama, no vaya a ser que son esas pocas ganas de trabajar vayas a meter la pata y en un momento de debilidad cojas algún empleo en la oficina del paro y dejes de vivir del Estao como una sanguijuela pusilánime y adicta al dejarse los cuartos del erario público en casinos virtuales y páginas casposas de cibersexo).

En fin, damas y caballeros, no sé si será por la crisis de los treinta (que arrastro desde los veinticinco y probablemente me durará hasta los cuarenta y tantos), por trabajar en una de las empresas más ineficientemente hilarantes y surrealistas del Universo, por acumular demasiados puños encadenaos en la cabeza, por mi demesurada afición a los carajillos cargaos a las siete la mañana, o por la sobredosis de películas de Bollywood que llevo en el cuerpo desde que mi señora me pidió una compensación por poner Humor Amarillo todos los fines de semana, pero el caso es que algo no funciona. Mi percepción del mundo debería ser clásica , conservadora y qué coño, a mi edad debería ya ser de derechas, como mandan los cánones. Pero cada día me las veo con la sensación de que el mundo está como una puñetera cabra, lo que me obliga más veces de las que yo quisiera a ser el que actúe con la cabeza y ponga la lógica sobre la mesa. Y no me acabo de sentir cómodo con el papel de cabeza pensante cuando lo normal hasta hace ná era ser yo quien estuviese como una puta cabra. Esto no es bueno.

Por ello, he decidido inspirarme en KEORUAC y buscar mi propia fe a través de lo que veo en los viajes. Eso puedo hacerlo. Pues anda que no me he tragao yo kilómetros, vamos hombre, muchos más que el salamiadicto ese de Kerouac, andeváparar... amos, amos, AMOS hombre, que no me he tirao yo horas viajando como un gilipollas teniendo que pillar el Cercanías a Barcelona a las seis de la mañana todos los días. Anda que no se aprende en un tren cosas útiles para la vida, enga ya, ríete tí de la universidad, de las unidades de Boinas Verdes del Ejército Británico o de los puticluses del extrarradio de Barcelona. Y al final pillas FE. Os lo juro por los modelitos de lencería de noche que lleva la Yenifer Lof Jegüi en Entre Fantasmas, que eso sí que es auténtico, sagrao y verdadero.

¿Qué se encuentra en la vía, me preguntas tú, lector, clavando en mí tu pupila asul? ¿Qué es la vía? ¿QUÉ PUEDO HACER CON MI VÍA? Y yo te rep-pondo... la vía... la vía eres tú.

Otra cosa es el papel que cada uno desempeña en la vía, pues en la vía, como en la vida, tu principal función será:

a) Dejar pasar miserablemente el tiempo.
b) Intentar dormir.
c) Finjir que trabajas.
d) Intentar disimular, sin conseguirlo, que te dedicas a desnudar con la mirada a todo espécimen atractivo del sexo opuesto o propio, según gustos.
e) Tocar las pelotas a los que intentan llevar a cabo cualquiera de las tres actividades anteriores.

Como diría Kerouac...

Pero entonces corrían por los andenes como peonzas enloquecidas, y yo vacilaba tras ellos como he estado haciendo toda mi vida, mientras sigo a la gente que me interesa, porque la única gente que me interesa es la que está loca, la gente que está loca por dejarse las putas cervicales durmiendo a lo comando en un asiento asesino, loca por no acabar en la puta calle por llegar tarde por quinta semana consecutiva, loca por salvarse del imbécil que no le deja pegar ojo a las cinco y media la mañana destrozándose los oídos metiendo el Reggaetón a volumen treinta y nueve en ese MP3 que tienes tantas ganas de endiñarle por el esfínter, con ganas de todo al mismo tiempo, la gente que nunca bosteza ni habla de lugares comunes, sino que arde, arde como fabulosos cohetes amarillos explotando igual que arañas entre las estrellas cuando alguien se digna anunciarle el cuarto cambio de vía por el que va a venir su tren con cuarenta minutos de retraso”

Esa gente, amigos míos, esa es la gente que vale la pena. Gente que está como una puta cabra. Gente que vive al límite intentando que alguna señal de sus sinapsis llegue a alguna parte mientras en algún rincón de su cerebro, una solitaria neurona se pregunta por qué cojones hace aquello y qué narices hace allí a las tantas de la mañana si al fin y al cabo tampoco espera más que encadenar el dieciseisavo contrato consecutivo en quince días, cuando su flamante título universitario aún duerme en un armario desde que a su dueño le dio urticaria ver que su pared decía que era ingeniero agrónomo, mientras que en su inexistente contrato le pagaban una mierda por hacer de fumigador. Gente que aún así tiene las santas pelotas de levantarse cada día aunque sea lanzando maldiciones en arameo a las cinco y cuarto con toa la rasca inhumana que hace en su piso por no poder instalarse una caldera en su pisillo de alquiler, de encontrar el hueco de la pernera del pantalón con unas ojeracas del quince, de tirar como un zombi hasta una estación en el quinto pino y de proponerse llegar a un sitio donde les espera un soplamocos que se cree mejor que ellos sólo porque un tipejo impresentable les nombró jefe de equipo (cobrando lo mismo que los demás, eso sí). ¿Y por qué?. Por apenas mil puñeteros euros al mes. Sí señor. Eso es estar loco. Eso es valor del bueno, señores. Eso es BUSHIDO auténtico y lo demás son gilipolleces.

Por eso este post va dedicado a los putos HÉROES que tiran cada día del carro, a los que se dedican a aguantar día tras día como los hombres de GONDOR en el puto abismo de HELM, a los que digan lo que digan son los auténticos responsables de mantener a flote una economía que da risa en los mercados internacionales y que, además, son los que en última instancia me pagan el sueldo como funcionario. Y la verdad, ya sé que la tradición funcionarial dice que tengo que echar barriga y dedicarme a rascarme las pelotas, pero es que no hay IDEM de hacerlo, oigan siendo yo uno de los que viaja en ese tren y tiene que mirar cada día a los ojos de la peña que le paga los cafeses, los bocatas y los videos eróticos de princesitas Disney realizando actos contranatura con los personajes de Los Picapiedra.

A todos ellos...

Al que se duerme...

Al que se pasa el viaje criticando al jefe...

Al que se pasa el viaje criticando al jefe y a su marido...

Al que se pasa el viaje criticando al jefe, a su marido, a la madre que lo parió, a sus compañeros de curro y al compañero de viaje que da la casualidad que aquel día no viene...

Al gritón que se desgañita cada vez que baja en la estación y pone a caldo a todos los políticos de signo contrario al suyo (en concreto a éste, que me sirve pa ver si el tren llega tarde o no, según la hora que empiece a gritar... os prometo que no es un montaje y que todos le concocemos ya y estamos acostumbraos...)

Al graciosete que no me deja dormir con chistes más malos que la tercera peli de Austin Powers, que además cuenta con casi tanto espíritu como el tipo del video anterior y al que me dan ganas a veces de usar como saco de boxeo... (no te preocupes hombre, que no te voy a hacer ná... que te comprendo, que cada uno es como es y además no puedo permitirme que me detengan y que mi profe me deje de enseñar la forma de puntos vitales, con lo que me ha costao llegar... joer ya... mira, si me toca contigo, me voy al vagón de los yonkis heroinómanos con un monazo que ni King Kong, y ya está... no te ofendas, pero así los dos estaremos más tranquilos)

Al que encima sigue con los estudios y le da por hacer integrales cuando estáis a punto de entrar en la zona de baches donde el tren se convierte en una simulación de montaña rusa- estación espacial rusa antigravedad...

Al que todavía le da por disimular que lee shojo manga cuando en realidad eso es lo que menos importa a la mayoría de gente que viaja en el vagón, que en realidad están soñando con su almohada, aunque sea su mujer o su marido el que tengan al lao de esta última...


Mira que llegáis a ser tocagüevos a veces, pero os admiro, cachocabrones. :______________)

Cuídense mucho y sean felices.

lunes, marzo 10, 2008

Volviendo con estilo, yeah

Damas y caballeros, sigo vivo. Tengo muchas cosas que escribir. Tantas, que no sé por dónde empezar.

Pero ya que tengo poco tiempo y debo empezar por algún sitio, sólo diré que QUIERO ESTA PELI.

LA DESEO. Y nada en el mundo me impedirá que la tenga tarde o temprano... ¡BROUAH-HA-HA-HA-HA-HA-HA-HA-HA-HA-HA-HA!!!



Sí, ya lo sé. La chica no lo hace perfecto, pero oye, no hay que quitarle mérito, ganas le pone, y lo hace mejor que muchos que van de grandes maestros por la vida. Y además es TAN mona queee... :______)

Ah, ¿que esto es un blog asín como de cachondeo, y no de artes marciales?

Joer, mira que algunos llegáis a ser tiquismiquis...

Menos mal que estaba todo previsto... en fin, siempre podéis:

1- Dadle al Replay.
2- Bajad el volumen al mínimo.
3- Abrid este nuevo link en pantalla nueva y poned el volumen a toda pastilla.
4- Minimizad la pantalla.
5- Darse cuenta de lo importante que es el sonido ambiental para cualquier cosa, aunque a nosotros nos parezca como que no está.

Nchts, mira que sei...

Otro día os cuento, que el curro me se come.

Cuídense mucho y sean felices.

martes, enero 15, 2008

Puedo prometer y prometo



(Nota de disculpa de rigor, y como siempre, la única nota seria: señores, me había prometido a mí mismo no escribir un post sobre política por no meter más cizaña a como está la cosa hoy día. Pero no me he podido resistir. Este post no pretende meterse con una ideología en concreto. No soy quién para juzgar a nadie, y mucho menos para decirle a nadie a quién tiene que votar. Me crean o no, considero personalmente que la democracia es el menos malo de los sistemas. Pero eso no quiere decir que me guste todo lo sucio que la política implica, especialmente la peña que va a votar como putos robots a los que les cuesta pensar o sólo lo hacen por interés. No los soporto. Es por ello que en política, digamos que tolero el QUÉ, pero no soporto el CÓMO. Por eso, me he intentado meter en la piel de uno de éstos para que explique al mundo otro, digamos, punto de vista del mundillo de la política. Tampoco me van a creer, pero he conocido a buena gente, y a cabronazos, de casi todas las ideologías. CASI todas. Va por ellos (los que son buena gente) deseando que gane quien gane, al menos pasemos hambre los menos posibles)

Damas y caballeros, la hora que llevaban ustedes esperando durante cuatro años está al llegar. El momento de decidir otra vez el rumbo que tomará este gran país recaerá otra vez sobre las espaldas de los ciudadanos. La llamada de las urnas ha sido lanzada, y los hijos de la Democracia contestarán todos a una a su sagrado deber cívico. ¿Qué es esto? ¿oigo risitas de fondo? ¡Contengan ahora mismo esa risita mordaz que aflora en la comisura de sus labios, insensatos! ¿Acaso se creen que es cosa de risa? Ya sé, ya sé, a los lectores más jóvenes les parece que es muy fácil: se llega, se coge un papelito, se dobla, se mete en la cajita y ya está, ¿verdad?. ¡Ah, inconscientes! ¡Ah, inmaduros! ¡Ah, necios impúberes que no sabéis valorar lo que tenéis!

Menos mal que aún quedamos ciudadanos responsables que, de manera objectiva, neutral, aséptica y profiláctica, podemos reconducir los atribulados impulsos de la juventud hacia las flores y los frutos de la cultura democrática. JOVEN, prepárate para un viaje iniciático que cambiará tu percepción del mundo, a través del...

MANUAL DEL BUEN VOTANTE:

Señores, votar con cabeza se reduce a dos sencillas Grandes Leyes Fundamentales:

Primera Ley Absoluta: vivan las listas cerradas.

JOVEN, votar no es una tarea que deba cumplirse a la ligera. Implica una árdua tarea de concienciación, responsabilidad y esfuerzo, pero a cambio, recibirás la mayor recompensa de un moderno abanderado de la democracia indirecta o respresentativa: no tener que pensar en nada durante cuatro años y tener la sensación de que todo un ejército de gestores, estadistas y profesionales de la sostenibilidad social y política se ocupan de tí y del futuro del país. ¿Sorprendido? ¡Pues eso no es todo! Además de eso, el sistema te ahorra que tengas que perder tu valiosísimo tiempo en escoger a tus representantes. Eso sería abusar de tí, cuando en realidad todo el mundo sabe que en una empresa, lo menos importante es que tengas libertad para escoger los tipos en los que delegar tu poder y que pueden mandar a la puta ruina las ganancias que tu familia ha conseguido gracias a no protestar demasiado durante tres o cuatro generaciones de contínua explotación laboral. Nada, nada, no pierdas el tiempo en votar a personas, que la gente es mu mala, ya se sabe, y encima tienes que perder tiempo en conocerlos y saber si dominan de cosas tan complicadas como geopolítica, economía y sostenibilidad medioambiental...

Sé lo que estaís pensando: vaya palo, joder, para saber los que dominan de verdad de un tema, voy a tener que estudiar yo. ¡Qué tontería! ¡qué dislate! ¡Como si vosotros, pobres angelitos nuestros, no tuviérais mejores cosas que hacer que participar activamente en las decisiones de un Estado! Seamos serios: la mayoría tenemos un trabajo donde nos putean o puteamos nosotros, y eso es muy cansao. Y cosas por pagar, muchas cosas por pagar: que si el coche, que si la casa, que si la pensión de la ex, que si casinos, que si furcias... es decir, que bastante tenemos ya con procurar matarnos para tener todas esas cosas imprescindibles en un país moderno y civilizado. Además, la mayoría no habéis leído un libro al año, que lo sabemos, pillastres, que ya encargamos una encuesta. ¿Pero qué os creíais? ¿que de verdad la gente se traga que cuando tú, pobre veinteañero, te compras el Playboy, lo haces para leerte los artículos? Por supuesto, hombre, por supuesto, no te pongas así... ya sé que precisamente TÚ SÍ, por favor, eso salta a la vista. Te voy a confesar una cosa: yo tampoco.

No hay problema: para eso se han inventado las listas cerradas. Tú no te preocupes en escoger a las personas más adecuadas para un cargo, que eso ya lo hacen los partidos políticos por tí. Es más, para que veas lo trabajadores que semos, no sólo vamos a decidir por tí quién va en cada lista, sino que además decidimos el orden en que van. Tú sólo ves a votar, que te vas a encontrar las listas importantes ya prefabricaditas, bien puestecitas y en su sitio, para que te puedas concentrar en lo que más importa: el logotipo de la papeleta.

A cambio de esta despreocupación (que ya sabemos que la salud de tu sistema nerrrrvioso no tiene precio), sólo te pedimos que hagas un esfuerzo y te tragues, sin más, que realmente los partidos políticos eligen a los componentes de esas listas por sistemas absolutamente meritocráticos y objetivos en lugar de ser una jaula grillos donde cualquier subnormal analfabeto bien dotado para las relaciones interpersonales pueda hacerse con un puesto en las listas a cambio de cualquier chorrada, desde ser el yerno de nosequién hasta hipotecar su empresa para financiar parte de la deuda del partido. Eso, por supuesto, NO SE HACE, como bien han comprobado las decenas de observadores internacionales que sin cesar velan por la transparencia interna y mecanismos democráticos de funcionamiento de los partidos. Hoooombre por favó.

Segunda Ley Absoluta: viva la propaganda.



JOVEN, estoy notando en tí un viso de grave preocupación. Y sé por qué. Ya has visto que te hemos ahorrado el esfuerzo de escoger a la gente en la cual delegar tu poder los próximos cuatro años, y los hemos sustituído por unas siglas y unos dibujitos muy bonitos que sin duda tu subdesarrollado intelecto podrá memorizar con algún esfuerzo.

Ahora bien, tu decisión es difícil. Entre todas las opciones, ¿qué hacer? ¿cuál escoger? ¿a qué supermodelo sacar a bailar, rezando para que al despertar por la mañana no te encuentres con que has mantenido relaciones contranatura con un oso hormiguero?.

¡No te preocupes! ¡Todo está previsto! Para estos casos se han inventado las CAMPAÑAS ELECTORALES.

¿Qué es una campaña electoral, me preguntas tú, lector, clavando en mí tu pupila azul? Y yo te respondo gustoso: querido lector, una campaña electoral es el método más fiable, hablando en términos científicos, para que realmente LOS MEJORES candidatos sean escogidos. Consiste en que cada partido te haga llegar a tu casa y de manera completamente gratuíta lo que ellos quieren que pienses sobre sus candidatos y sobre los candidatos de los demás. Naturalmente, como buen mecanismo de orden, la campaña tiene una doble función: primero, te evita esfuerzos, que es lo más importante; y lo segundo, obliga al partido que quiera llegar a más gente a gastarse cantidades indecentes de dinero. ¿Y de dónde obtiene ese dinero, te preguntarás? ¿de los pobres militantes de base que pagan la cuota?. ¡Por supuesto que no! ¡Pues anda que stán los pobres militantes como para renunciar a su cuota de porno por internet de la semana! ¡Eso es lo genial del sistema, que el dinero para eso lo ponen OTROS!. Para ganar es necesaria una gran campaña, y una gran campaña sólo se paga ENDEUDÁNDOSE con el apoyo de los que tienen el dinero, es decir, los BANCOS y las GRANDES EMPRESAS.

¿No es genial? A cambio de que tú, pobrecito nuestro, angelito de nuestro corasón y entretelas, no tengas que pegar un puto palo al agua, sólo has de dejar que los políticos deban una pasta gansa a organizaciones que serán de todo, menos democráticas, y que naturalmente no buscan su propio beneficio.Y te voy a explicar cómo debes proceder para aprovechar al máximo estos históricos momentos:

Para empezar, cada partido político hace un librito donde los señores esos que han escogido tan amablemente por tí (para que tú los escojas luego) han pagado mal a diez o doce becarios estudiantes de publicidad, sociología y ciencias políticas para escribir lo que el partido quiere hacer con el país en cuatro años. Ese librito se llama PROGRAMA, y las opciones de qué hacer con él son varias, a saber:

1- NI MIRARLO: Esta es, sin duda, la opción mayoritaria y, por lo tanto, (democráticamente hablando) la más buena y la más fiable. Si, vale, te lo puedes mirar y tal, pero recuerda que leer es cansado, y además te puede sentar mal si te lo miras después de las comidas: ojos irritados, sobrecalentamiento de neurona (sí, TU neurona), agujetas en la espalda... eso por no comentar que puede que leas algo que NO TE GUSTE. Nada, nada, para ahorrarte disgustos, mejor MIRA LA TELE (el cómo, ya lo miraremos en profundidad).

2- MIRA LA TELE: un buen antídoto contra tu perversa y malsana curiosidad hacia lo que hará con tu futuro lo tipos a los que votes, sin necesidad de cansarte demasiao, es mirar la tele. Eso es más descansao, pero no está exempto riesgos. La tele se divide en varias categorías:

a. TELEDIARIOS: Escoge la cadena que más te guste y mírate el informativo. No te preocupes por escuchar cosas que no te gusten, porque si tienes tendencia hacia un voto u otro, no te gustará en absoluto la programación de la cadena que pueda decir cosas desagradabes. Es muy difícil que a un votante de derechas le gusten las series japiflogüerpower de las cadenas progreschachiguachis, así como que a un votante de izquierdas le de por soportar la caspa de las cadenas casposas y rancias. Pero cuidao, porque puede que en mitad de un informativo te encuentres declaraciones de un candidato dicendo cosas como:

(Para evitarme problemas con las autoridades, permítanme usar unas declaraciones reales de otro país. Pero ná, casi ni se nota a lo que hay en ASPAÑA)

“Si bien la visión del presidente de la Comisión de Finanzas es que la economía ha entrado en una fase de estabilización a ser reforzada, mediante la idea de restarle ceros al bolívar, para borrar las huellas de la inflación pasada, y una serie de medidas en materia fiscal, de tasas de interés y de control de las importaciones, los precios muestran que hay un desajuste”

”En los últimos doce meses, a pesar del control de precios, del anclaje del tipo de cambio y de la red Mercal, los alimentos registran un pronunciado salto de 23,5%. "Estuvimos chequeando eso y pensamos que es una condición estacional, esperamos que se modere en los próximos meses y aún estamos en la meta de no más de 12% como inflación del año", explica Rodrigo Cabezas, quien sostuvo una reunión con el ministro de Finanzas, Nelson Merentes”


De manera que, para evitarse problemas, si pueden, tampoco miren los informativos. Allá ustedes.

b. ANUNCIOS DE PROPAGANDA ELECTORAL: Son la fuente más fiable y objetiva para obtener información. Tú sólo tienes que apalancarte delante la tele y dejarte llevar por los mensajes que te vayan llegando. Luego votas a quien te haya caído mejor o a los contrarios de quienes te hayan caído peor. ¡Es fácil y divertido!.

3- MÍRATE SÓLO EL QUE SEPAS SEGURO QUE TE VA A GUSTAR:

Si tus irrefrenables ansias masoquistas no resisten la tentación de comerte la cabeza (como nadie te ha pedido que hagas), por lo menos haz el favor de ir sobre seguro y leerte el programa de TU partido, o con el que te sientas más identificao (uséase, el que te digan tus amigos, o cualquier otra persona que tenga las ganas de pensar por tí). Luego, cuando te lo hayas leído, vas a tener la sensación de que, realmente, tú NO TENÍAS OPINIÓN sobre la mayoría de cosas que salían. NO IMPORTA. Olvídate de eso como si hubieras visto a tu abuelita tuerta y octogenaria en la barra de un bar de camioneros bailando en plan Coyote Ugly, desabrochándose el refajo ortopédico mientras una multitud de osos le aplauden las gracias que tiene. TU OPINIÓN ES LA OPINIÓN DEL PARTIDO o te van a hacer un vacío que ríete tú del mobbing empresarial. Despídete de favores, enchufes, chanchullos, vida social y todo lo demás por lo que tú y yo sabemos que entraste en el partido. Bueno, voy a ser más generoso: vamos a poner que entraste por motivos altruístas e ideológicos, pero ambos sabemos por qué seguiste allí a la semana y media de ver cómo era la cosa por dentro, de manera que no me vengas con cuentos chinos.

4- MÍRATE LOS DE TODOS LOS PARTIDOS:

Y luego prepárate para que te linchen entre todos, traidor de los cojones. ¿pero a quién se le ocurre ir de listo? ¿Pero tú no entiendes, subdesarrollao, que entonces igual puedes cambiar de idea y tirarte para esa aberración maldita y antinatural que algunos ya llaman VOTO ÚTIL? ¿qué es eso de CONSIDERAR siquiera el cambiar el sentido del voto? ¿pero qué será después? ¿eh? ¿empezar a valorar si LOS TUYOS lo han hecho bien o mal? ¡Pero qué gilipollez es esa! ¡LOS TUYOS pueden cargarse el país si quieren, pero son los TUYOS! ¡Mal compañero, desagradecido, traidor! ¿Y luego qué? ¿que a alguien se le ocurra que una responsabilidad tan grande como el voto sólo la pueden ejercer los que demuestren que realmente saben lo que están votando y a lo que no?. ¿Pero tú que pretendes, anormal? ¿CARGARTE EL SISTEMA?



Espero que el linchamiento de ese último anormal sirva de lección a toda la gente honrada, sana y con criterio de este gran país. Les hemos tendido el puente hacia la felicidad absoluta. Háganme caso y cójanla como hicieron en la transición o ya saben lo que pasa: guerra civil al canto. Me importa una mierda que sean ustedes diabéticos y que sólo les demos para escoger entre dos alimentos que el médico les ha prohibido. No hay otra cosa, cójanlo o se mueren de hambre. Ustedes mismos.

Cuídense mucho y sean felices. Y procuren no creerse demasiado a quien ofrezca un euro a cambio de cincuenta céntimos. Algunas veces, sale mal.

Resumiendo, y por si acaso a alguien se le pasa por la cabeza pedir que este humilde blog de su opinión verdadera sobre el tema que nos ha ocupado el rato entre exageración y exageración, vean este bonito epílogo con el que me identifico totarmente:

miércoles, enero 09, 2008

Carta a una hija nonata

Damas y caballeros, estas fechas le vuelven a uno nostálgico.

Quieras o no, las pasadas fiestas navideñas tienen un nosequé... como que te recuerdan los viejos tiempos... el primer regalo... los primeros villancicos... la primera noche en comisaría... y no he podido evitar acordarme de alguna gente humanosa con la que tuve el honor, el placer y el privilegio de compartir experiencias vitales en mi época más, digamos, extrarradialmente currela, y con los que pasé (unos de) los años más intensos de mi vida adúltera... digo, adulta.

Esos HOMBRES de pelo en pecho, orgullo de patrias, madres y banderas, con los que trabajé codo con codo para levantar este gran país, esos jóvenes de mente clara y visión de futuro, esas futuras élites de la clase obrera cuyo recuerdo embarga mi espíritu y llena de lágrimas mis ojos... en definitiva, esa MIERDA DE KILLOS drogotas y analfabetos que tuve que aguantar mientras con una mano me intentaba sacar un oficio en un Centro de Formación Ocupacional, y con la otra tenía que meter unas cuantas bofetadas al que se me pasaba de chulo (rezando, con el culillo encogido del miedo, para que no estuviera enfarlopao hasta las orejas y las notara, que algunos no veas cómo volaban de alto ya de buena mañana...). (SUSPIRO)... qué recuerdos...

(Nota pre- disculpatoria, o parecido: Que nadie se me lleve a engaño, lejos de mí el estigmatizar a toa la juventú, y menos a una tribu urbana en concreto. Los hay que confunden a los killos con los bakalas o los makinetos. Nada más lejos de la realidad, eso es una tremenda falta de respeto por algunos bakalas y makinetos, que están varios peldaños por encima de los killos en la escala evolutiva aunque a veces compartan hábitat. A los subdesarrollaos a los que me refiero eran relativamente minoría en el CIFO, donde por suerte abunda también la gente que aprovecha para sacarse título y ganarse la vida de puta madre. Pero aunque pocos, tocan los huevos como una nube de mosquitos asesinos que cantasen a capella los grandes éxitos de Camilo Sesto mientras te chupan la sangre. A los únicos que pido disculpas por ofender y usar clichés sobadísimos para lograr un mínimo efecto cómico en este post, es al colectivo de estilistas de peluquería, las bromas basadas en los cuales, al menos dentro de este post, no tienen nada que ver con lo que siento realmente. ¡Vivan los estilistas! ¡Joder ya!. Ahora, con los que sí me meto en serio, uséase con los kiyacos, si por mí fuera los (párrafo eliminado por incitar a la violencia indiscriminada contra colectivos, calificada como crimen de guerra ante varios tribunales europeos desde los juicios de Nüremberg) a todos. Y aún me quedo corto.

Es precisamente pensando en esos caballeros que escribo desde ahora, y pensando un el futuro, por si acaso yo tuviera la desgracia de no estar ya, mi muy sentida:

CARTA A UNA HIJA:

Hija, si alguna vez lees esto, querrá decir que yo ya no estoy. De modo que, con todo el cariño y todo mi corazón, debo confesarte que me haría mucha ilusión que hicieras algo por mí. No, no llores, hija, ahora más que nunca debes ser valiente. Es algo muy sencillo: levántate, sal de la habitación, abre la puerta, mira al horizonte y, cuando sientas que éste te está mirando, pon la mejor de tus sonrisas... y luego, recógeme del suelo y éntrame en casa antes de que se entere tu madre de que ya he vuelto a llegar tó siego a casa. Que ya sabes que siempre pierdo las llaves y me tumbo a dormir la mona en la puerta, por no ser capaz de distinguir cuál de los cuatro botoncitos que me han bailao delante las narices (a ritmo de folk, mientras cuatro hipopótamos rosas se marcaban un zapateao irlandés) era el timbre verdadero…

Aluego me metes la cabeza debajo la ducha mientras me preparas cuatro cafeses bien cargaos mezcladitos con yemas de huevo, y te vas pensando una buena excusa para explicar mi ausencia nocturna delante tu madre, que desde que se sacó el primer dan está mu pero que MU susceptible y picajosa. Y como comprenderás, en mi actual estado, no estoy en condiciones de verla manejar el palo de ocho puntas y media.

Cagüen la leche, hija, que no estoy de broma, no leas más... joder, ¡QUE MUEVAS EL CULO YA O LA ASIGNACIÓN DE ESTE MES TE LA GANAS CURRANDO EN LA SASTRERÍA ILEGAL DE LOS CHINOS, CAGONTÓLOQUESEMENEAYA!!!

Ah, ¿cómo? ¿que no estoy delante la puerta durmiendo toa la mona? ¿que estoy MUERTO? ¡La madre que me parió, pues si que estamos buenos...! ¡yo muerto y tú chafardeando en mi blog como una jodida cotorra marujona de tercera!. Qué vergüenza hija, de verdá, ya podrías haberte dedicao a mirar doblajes cachondos de GUNTHER en el yutube, como todo el mundo. Te sorprenderá entonces que yo sepa que eres una mujer, si a la hora de escribir esto tu aún no has nacido, pero chata, es que me lo has puesto a güevo: si fueras un chico y además fueras mío, nada más meterte en mi Historial habrías acabado con los ojos fuera de órbitas de tanta teta y tanto culo que te habrías encontrao, y tu única preocupación sería decidirte por dónde empiezas a castigarte la muñeca de tanto darle a la zambomba como el puto chimpancé libidinoso, obsexo y adicto a las películas de Mariano Ozores que serías, como buen hijo mío, joder. Bueno, o es eso, o eres más gay que todo el colectivo de estilistas de peluquería del barrio de Chueca, pero en fin, oyes, pal caso es lo mismo, porque total, hija, ya que estoy muerto, te tendré que dar desde aquí los consejos que nunca pude darte en vida.

Hija, que tenga que hacer esto desde la tumba es una verdadera lástima. Normalmente, todo padre espera con impaciencia el día en que su hija adolescente le plantee las primeras preguntas serias sobre la vida, para hacer después lo que mejor sabe hacer: endilgársela a la madre y mandarlas a las dos a un hotel de Andorra, para que tengan esas horribles y machaconas charlas de mujer a mujer lejos, pero que muy, muy muy lejos, mientras servidor se monta una fiestorra de Miss Camiseta Mojada en la piscina, con siete u ocho de tus mejores amiguitas para ejercer esa tradicional función pedagógica que es el enseñar a servir chupitos sin manos. (Suspiro). Pero qué le vamos a hacer, habrá que hacer esto desde aquí.

En fin, chica, no sé qué te habrá contado tu madre sobre los hombres. Sí, lo has adivinado, vamos a hablar de hombres. Bien pensado, tampoco sé qué te habrá contado tu madre sobre mí, ya que esto de estar muerto me da que me pone en situación de desventaja. Por si acaso, dile a tu madre que eso es mentira, que no se pudo probar nunca nada y que jamás de los jamases tuve un viso de infidelidad. ¡Ja! ¿sorprendida? ¿creías que no sabía que tu madre vigilaba este blog desde que se enteró de que me comentaban otras mujeres?. ¡Naturalmente que lo sabía!. Pero hija, debes creerme, jamás fui infiel a tu madre con ninguna; básicamente porque no se dejaron (¡ninguna!¿te lo puedes creer? ¡ninguna! ¿pero se puede tener peor gusto con lo regüeno que estoy y lo bien que me veo delantel espejo?). Por lo visto, el hecho de no pisar la ducha durante semanas, llevar una dieta basada en Whoopers y destilar un alientazo que mata cucarachas de tanto mamar güiskazo del D.I.A% te hace mucho menos atractivo cuando no hay una pantalla de por medio.

Oye, hija, no me mires así, que Pocholo hacía lo mismo, y yo pensé en que imitándole tendría éxito en la vida... luego me enteré de que estaba forrao a billetes el muy cabrón, y así cualquiera. Eso me pasó por no acabarme de leer el artículo de la revista del Tomate en la peluquería. Que esto te sirva de primera lección, hija: siempre que vayas a la peluquería, roba la revista que te leas, que nunca se sabe. Y como segunda lección, recuerda: tú nunca tienes la culpa de nada; en todo caso, la tiene el puto estilista que te llamó antes de que acabaras de leer lo que necesitabas (Grrrrrrrrr... como odio a los estilistas, con esos uniformes y esa cara de niños buenos, cuando todo el mundo sabe que se reúnen en secreto para ensayar tácticas de guerrilla con los peines y los secadores para asaltar en masa El Vaticano y conquistar el mundo antes del 2014... os odio, os odio osodioosodioOSODIOOOOOOO!!!!! ¡SOIS PEOR QUE LOS FUNCIONARIOOOOOOS!!! (si lo sabré yo, que soy uno de éstos últimos, y el día que escriba lo que he visto... amos... la patá que me van arrear...)

Y sí, todavía no os he perdonao que me quedara calvo, no me hableís de alopecia congénita mamones, ni de que mi familia es calva desde hace milenios, SÉ que me hicisteis algo cuando iba a la universidad... experimentasteis conmigo, ¿verdad? ¿eh? ¿eeeeh?¿VERDAD?¿VERDAD?... me pusisteis un microchís o algo así en el cuero cabelludo, ¿EEEEH? Ganímede, Raticulín... ¡Xiu, xiu!. Lo noto, lo noto aquí zumbándome en la cabeza, anda, no, si es un bicho de estos que se comen el papel (nota: A ver si me acuerdo este año de limpiar un poco la casa, que es bisiesto y ya toca) . NO IMPORTA, estoy seguro que uno de vuestros experimentos hizo que se me cayera el pelo... y luego me privasteis del éxito no dejándome leer el secreto del éxito de Pocholo... y ahora estoy muerto, ¡SEGURO QUE POR VUESTRA CULPAAAAA!

Arf, arf, arf… espera hija, que me parece que me he desviao del tema, esto me pasa por esnifar Ajax Pino a las cuatro y media la mañana... pero es que sin ese chute no me despejo la cabesa del trifásico de Fray Perico con Beilis de las dos y media. Te estaba hablando de cómo sobrevivir en un mundo de hombres. A ver que recapacite...

Te iba diciendo que si ya eres tan chafardera y metomentodo para fisgar (como la maldita comadreja despreciable que eres) en el viejo blog de tu padre muerto, seguro que ya estás en una edad en la que te habrás percatado de la existencia de los hombres, pero a lo mejor no estás segura de qué o cómo son. Una definición básica desde tu punto de vista sería que los hombres son esos humanoides simiescos y unineuronales, de conversación monosilábica a lo sumo, músculos atrofiados por ingesta de pastillas para engorde de ganado porcino que les han colao como esteroides en su visita (anual) al gimnasio, y que se pasean por el mundo dentro de un carro tuneao con unos altavoces más grandes que un trailer de melones con el chumba chumba chumba como si quisieran transmitir un mensaje al telescopio espacial Hubble, precisamente para evitar tener que escuchar insípidos e interminables monólogos de las mujeres a las cuales invitan a entrar mientras ellos intentan fingir patéticamente un mínimo de interés a cambio de sexo (por eso el chumbachumba incita a seguir el ritmo sentao haciendo todo el rato que SÍ con la cabeza). Eso, según tú, son los HOMBRES.

El resto de humanoides con rasgos mínimamente masculinos son para ti unos PRINGAOS o unos MARIQUITAS. Te preguntarás cómo conozco también este dato estando yo más muerto que la dignidad de Paulina Rubio, y yo te respondo: si te atrajera lo que tú llamas PRINGAO, estarías leyendo una página web realmente útil y estimulante intelectualmente, pero estás fisgando en el blog de tu padre muerto, so desgraciá, de modo que no dejas de ser una jodida GARRULA con menos curiosidad intelectual que el letrista de las baladas de ANDY Y LUCAS, y que con mucha suerte se quedará embarazada de penalti con ayuda del encargao de una gasolinera el día que te no te llegue pa pagar a la vez la gasofa y el tabaco. Si aún fuera así, tendrías un futuro digno, pero conociéndote, no caerá esa breva. Y se te atrajeran lo que tú llamas MARIQUITAS, o mejor dicho, esos chavales asexuaos que se llevan ahora y que parecen clones del David Bowie alimentaos exclusivamente de ensaladitas y sopas de sobre Mercadona, rollo Tokio Hotel pa entendernos, pues serías una de esas chiquillas depres y ya te habrías deshidratao de llorar a mares, como si a cada párrafo del blog visionaras la escena final del enano cabezón de E.T diciéndole al acémila pusilánime del Eliott lo de “nunca ti olfidaréeeeeee...”. Nada, nada, tú eres una jodida KILLA como la copa un pino, si lo sabré yo. Precisamente por eso, tienes que saber unas cuantas cosas fundamentales de los únicos hombres a los que podrás arrimarte en tu perra vida. A ver hija, ya sé que te duelen los ojos porque nunca has leído más de página y media en tu vida, pero haz un esfuerzo, concéntrate o mejor aún, cálzate un porro de los tuyos que si no te me vas a desmayar de tanto leer polisílabos, y atiende:

a) ÉL siempre querrá más a su coche que a ti. No importa que sea una mierda de Fiat Punto menos seguro que jugar a la ruleta rusa con cinco balas de punta hueca. Pero por Dios, hija, para él su coche es como su puta alma, la espada del samurai, si se lo quitas es como si le arrancaras a Rocco Sifredi su herramienta de trabajo ayudándote de una colonia de termitas mutantes antropófagas amaestradas. Bueno, de hecho, querrá más a cualquiera de los electrodomésticos de casa que a ti. Sí, incluso a la cafetera italiana que no funciona y que precisamente tú le regalaste para celebrar que le admitieran como segurata en aquella fábrica. Sí, en esa en la que duró tres días, hasta que llegó empastillao hasta las cejas a hacer guardia en la garita y se le colaron cinco gitanos en el almacén. Al menos, nunca se le ha pasado por la cabeza dejar tirada a la cafetera.

b) Cuando te contó que le despidieron de la fábrica por intentar hacer más divertido el trabajo, olvidó mencionar que participó estando borracho en una carrera de toros por el interior del almacén, tras haberse desayunao un cacho del pan que tiene en su pocilga de habitación para que le crezcan hongos alucinógenos. Y no, no es que crea de verdad en fantasmas, es ahora a sus veintitrés años le da por oír voces que le llaman por haberse drogao desde los catorce. Es lo que tiene.

c) Cada vez que te prometa “dejar la coca” está pensando inmediatamente después en “el mes que viene”. Pero por lo menos, asegúrate que la próxima vez no le cuelen un gramo de tiza blanca machacá por cincuenta euracos, por mucho que su cabeza ya no sepa distinguirlo, asegure que es de lo mejor que ha probao en su vida, y vuelva al día siguiente a por otra. Mejor dicho, si eso pasa, conviértete en su camello y exprímele hasta el ADN, porque pensión, lo que se dice pensión, este pendón agarrao no te va a pagar un euro en su vida, entre otras cosas porque toda la pasta se la esnifa por la napia.

d) Cuando tú estés hablando y él te vaya diciendo “ajá”, en realidad está pensando en si ya está bien de perder el tiempo contigo y si ya es hora de liarse con tu hermana.

e) No pronuncies en voz alta la palabra “hijos” sin asegurarte de que la puerta está cerrada, la calle cortada y el buga sin la pipa del delco. Aún así asegúrate de acolchar la pared por si intenta atravesarla y de que en la habitación no haya cinturones, corbatas o cualquier objeto que incite al suicidio.

f) Cásate con él antes que se entere de que estás embarazada o saldrá escopeteao como Frenando Alonso al oler un contrato con Ferrari, y no lo vas a volver a ver en tu perra vida. Cosa que, por otra parte, me alegraría, fíjate tú...

g) Esos cien euros que faltan en el banco no se los ha gastado en gasolina, so boba: se ha ido al puticlú de camioneros. Si no, no hubiera vuelto sonriendo, sino cagándose en la puta madre del gasolinero, de la compañía, de los entresijos de la geopolítica internacional, y en toa la genética de los países productores de petróleo. Y no, tampoco le han atracado esos quince ninjas armados hasta los dientes: nadie vuelve suspirando ni olfateando compulsivamente su dedo medio mientras susurra “Margaritaaaaaaahhhh” tras un atraco, a no ser que lo hayan desvalijao los Village Pipol y encima le haya gustado resistirse ante el que iba armado con el palo de una fregona y el pote vaselina. Improbable, pero podría pasar, de modo que si ocurre, no pierdas ni un segundo y ponlo a currar de chapero, que aún comerás todos los días y todo. Nunca se sabe.

h) No es que sea “serio” ni “reservado”, furra: es un imbécil integral que no tiene conversación ni para dos minutos. Igual que en el sexo, coñe: no es que acabe rápido porque le gustes mucho, sino porque tiene los pulmones más atrofiaos que la moral de un político, no tiene resistencia, le importas un pimiento, y de lo que tiene ganas de verdad es de fumarse un porro con la hierba que guardas en la mesilla de noche. Ah, por cierto, tampoco es cierto que se dedique a ponerte otros nombres mientras está en la cama contigo como una especie de juego de rol erótico: es que está pensando en todas las que todavía no se ha pasao por la piedra. Y sí, cuando grita “¡Carlos!”, “¡Ernet-to!”, “¡Señor Frodo!”, “¡Sultán, sigue así, Sultán, buen perro, buen perrooooo, guau guau guauuuuuu!”, pues como que también. Si al menos no lo hubieras escogido pishicorto... pero no te hagas ilusiones, que eso va a ser de los esteroides pa gorrinos, que todo el mundo sabe que la encogen.
i) En resumen: haz el favor de fijarte en los detalles, hija, que si no igual no vas a ser capaz ni de cumplir tu gran objetivo en la vida: engañar a ese mierdas con cualquier pringao que tenga más dinero y parezca más manejable que él.

Y sobre todo, hija, recuerda: si tienes la oportunidad, cambia de gustos, que ahora cuando leas esto igual la ingeniería genética ha avanzao una barbaridad y consigues transformarte en una homosexual fetichista de los corsés de pinchos y de la sumisión absoluta en mazmorras medievales... estoy seguro de que a tu madre le costará menos aceptar ese hecho que tener como yerno a alguno de esos, ejem, hombres que te gustan ahora.

No te preocupes por mí: si es verdad la mitad de lo que he puesto aquí, me alegro un güevo de estar muerto. Amos que si me alegro.

Atentamente,

Tu Papá.

PD: todas, y digo todas, todas, todas las bromillas y anécdotas que acaban ustedes de leer respecto a las características de esos seres humanoides y humanosos (llámenlos como quieran, que en cada sitio tienen un nombre) están basadas en hechos reales, que el nene ha visto personalmente u oído de boca de algunos. Sí, encima les gustaba presumir. Y eso que he tenido que dejarme algunas de las anécdotas más burras porque no me pegaban con el guión, que si no... bof... no vean...

Cuídense mucho, sean felices, y procuren tener una vida intelectual moderadamente activa. No lo suficiente para que los pillen públicamente y los estigmaticen, que dentro de ná leer va a ser delito. Pero sí es bueno leer algo a escondidas, ni que sea en el lavabo (o acabarán como lo que acaban de leer... ustedes mismos... a mí, plin...).